Menú
Aprender las emociones con estos libros infantiles
Aprender las emociones con estos libros infantiles

LIBROS INFANTILES

Aprender las emociones con estos libros infantiles

Las emociones se deben aprender, ¡y no hay nada mejor que hacerlo siendo niños con estos libros infantiles!

El esquema mental de los niños no les permite entender algunos aspectos de la vida como lo haría un adulto, por ello, desde la educación se promueve la importancia de la lectura y los cuentos en la infancia, ya que a través de ellos los pequeños aprenden multitud de conceptos, de valores, resuelven dudas, ejercitan la imaginación, el razonamiento lógico, etc.

Un aspecto muy difícil de entender para un niño, son las emociones, lo que siente el mismo y lo que siente el resto de personas. Suelen hacerse un lío con ellas y no saben gestionarlas adecuadamente.

Por ello, a continuación, desde Bekia os dejamos a una lista con los mejores cuentos o libros infantiles para aprender y enseñar las emociones, validarlas, gestionarlas adecuadamente y diferenciarlas. Este aprendizaje es la base para una buena educación emocional, que en futuro sentará las bases de la autoestima, el autoconcepto, la empatía, así como influirá en la forma de relacionarse con el resto de personas.

Un aspecto muy difícil de entender para un niño, son las emocionesUn aspecto muy difícil de entender para un niño, son las emociones
  1. Mis pequeñas alegrías, de Jo Witek y Christine Roussey: Este es uno de los libros infantiles con los que se puede tratar la emoción básica de la alegría, en el mediante imágenes y una pequeña cantidad de texto muestra las pequeñas cosas que a la protagonista le hacen feliz.

    Con este cuento los más pequeños pueden aprender tanto dicha emoción, como los sentimientos que esta provocan. Su estética está completamente adaptada a la infancia, con solapas, dibujos simples, colores, etc.

  2. Helio con hache, de Susana Gómez y Armand: Un tema que preocupa mucho a los adultos es el tema de los celos infantiles, mediante este cuento pueden trabajar con los más pequeños dicho tema, validando su emociones, haciéndoles ver que sentir celos es normal, pero que hay que saber gestionarlos de forma adecuada. En sus páginas cuenta la historia de una niña que ha tenido un hermanito y se siente desplazada y que ya no es el centro de atención.
  3. Gato rojo gato azul, de Jenni Desmond: Este es uno de los libros infantiles con los que se puede tratar la envidia entre niños, ya que en sus imágenes y en su texto se muestras dos gatos que quieren ser como el otro, no están a gusto con ellos mismo y discuten cómicamente, finalmente aprenden que son valiosos cada uno por como son, que tienen que quererse a sí mismos.
  4. El monstruo de colores, de Anna Llenas: Mediante este cuento resulta muy fácil enseñar a los más pequeños a diferenciar unas emociones de otras, a saber que están sintiendo y como responder ante ese sentimiento. La historia cuenta como un monstruo se ha hecho un lío y no sabe lo que siente, con ayuda de su amiga colocan cada emoción en un tarro aprendiendo de esta manera que es cada una de ellas.
  5. Elmer, de David McKee: Este cuento habla de un conflicto consigo mismo, mostrando como en muchas ocasiones causa inseguridad, miedo o tristeza el verse diferente al resto. Mediante sus imágenes y su texto los más pequeños pueden aprender que son esas diferencias las que nos hacen especiales y que los demás nos quieran tanto, por lo que debemos aceptarnos tal y cómo somos.

  6. Abrázame, de Simona Ciraolo. Este cuento junto a sus tiernas ilustraciones facilitaran que los niños entiendan la importancia de dar cariño y amor, así como la necesidad que tienen las personas de recibirlo. A demás hace referencia la tristeza que se tiene cuando uno se siente solo. La historia habla de cómo un pequeño cactus quiere dar abrazos, pero todo el mundo se aleja de él porque pica, hasta que encuentra a una piedra especial.
  7. Vacío, de Anna Llenas: Este cuento con sus textos e imágenes nos ayuda a enseñar a los más pequeños que aunque piensen que todo lo que tienen es malo y estén muy tristes por ello, si se paran a mirar en su interior y a escuchar lo que este tiene que decirles, encontraran cosas maravillosas e inimaginables con las que ser muy felices.

    Además enseña dos cosas más: que no es necesario borrar las cosas malas, tan solo hay que convertirlas en buenas, y que todas las personas tienen su propio mundo dentro, es decir, que no son a los únicos que les pasan cosas malas.

  8. Te quiero, casi siempre. De Anna Llenas: Este es uno de los libros infantiles con los que se puede tratar el amor, pero no el amor fantástico, si no el amor real, el cual no es perfecto. La historia habla de cómo a la pareja de protagonistas no les gusta todo de la otra persona, se ven fallos entre ellos, pero aun así, con esos fallos y por ellos, se quieren tanto. Además sus ilustraciones y sus textos están perfectamente adecuados a la infancia, logrando que los más pequeños disfruten en cada página.
  9. El niño gris, de Lluís Farré: Otro libro que ayuda mucho a explicar las emociones es el de ''el niño gris'' La historia cuenta como un niño desde que nace no es capaz de sentir ninguna emoción o sentimiento, ni pena, ni alegría, ni rabia, nada. Hasta que un día aprende el valor de esas emociones y empieza a sentir.
  10. El esquema mental de los niños no les permite entender algunos aspectos de la vida El esquema mental de los niños no les permite entender algunos aspectos de la vida

  11. Los miedos del Capitán Cacurcias, de José Carlos Andrés: Los miedos infantiles pueden llegar a ser muy intensos, una forma de aprender a superarlos y a entender que tener miedo es complemente normal, es mediante este cuento. En él se habla de un capitán que de repente empezó a tener miedo a todo, hasta que un día tuvo que hacerse frente a sus peores temores, y de esta forma los superó.
  12. Monstruosa sorpresa, de Édouard Manceau: Este es otro buen cuento para tratar el miedo infantil, sobre todo a los monstruos. En sus textos e imágenes se cuenta la historia de un monstruo que viene a asustarnos, pero con mucha valentía y una buena dosis de cosquillas, conseguimos que el monstruo pierda su lado terrorífico convirtiéndolo en otras cosas.
  13. Para siempre, de Camino Garcia Calleja: Como adultos vemos muy difícil que un niño entienda la pérdida de un ser querido y la tristeza que esto ocasiona, pero una forma muy sencilla de tratar el tema es mediante este cuento. En él se habla de esta pérdida de manera natural, delicadamente y respetando los sentimientos de los pequeños, haciéndoles ver que es normal estar tristes.
  14. Rabietas, de Susana Gómez Redondo y Anna Aparicio Català: Este puede ser uno de los libros que den respuesta a una de las preocupaciones más grande de los adultos, las rabietas infantiles; y es que los pequeños tienen muchos cambios de humor, sobre todo cuando no entiende lo que les rodea. Mediante sus imágenes y su texto, este cuento ayuda a los niños a entender el proceso que viven cuando se enfadan.
Te puede interesar