Menú
En qué consiste la neofobia
En qué consiste la neofobia

ALIMENTACIÓN

En qué consiste la neofobia

Hay estudios científicos que indican que los pequeños nacen con un instinto protector frente a los alimentos nuevos.

La alimentación es el campo de batalla de muchos padres y madres y es que mientras hay niños que comen de todo, hay otros que lo pasan fatal cada vez que tienen que probar algo nuevo. Si dicho problema llega a ser bastante preocupante, es probable que tu hijo padezca neofobia, o lo que es lo mismo miedo a lo nuevo. Dicha fobia es bastante habitual entre los niños y llega a desesperar a los padres. Acto seguido te hablamos mucho más de esta clase de fobia y de lo que debes hacer para que el niño termine probando de todo.

 La neofobia es una aversión a la hora de probar alimentos nuevos La neofobia es una aversión a la hora de probar alimentos nuevos

Qué es la neofobia

Como ya te hemos comentado, la neofobia es una aversión a la hora de probar alimentos nuevos. En relación a los bebés, hay estudios científicos que indican que los pequeños nacen con un instinto protector frente a los alimentos nuevos por lo que es normal que al principio rechacen todo lo nuevo y necesiten algo de tiempo a la hora de comerlos. La neofobia se da sobretodo en los niños aunque lo puede sufrir cualquier persona. Los expertos en el tema señalan que la neofobia está relacionada con una dieta pobre y desequilibrada rica en grasas poco saludables.

¿Se puede evitar la neofobia?

A la hora de prevenir la neofobia de los niños, es muy importante inculcar desde que son pequeños unos hábitos alimentarios que ayuden a comer de todo sin problema de si es un alimento nuevo o no. Es esencial que los padres prediquen con el ejemplo siempre y probar nuevos alimentos delante de los más pequeños de la casa.

A continuación te vamos a dar una serie de pautas o consejos que pueden ayudar a los padres a prevenir la aparición de una posible neofobia en los niños:

  • La dieta es la clave a la hora de evitar que el niño pueda sufrir neofobia. La misma debe de ser lo más variada y equilibrada posible por lo que no debe faltar ni fruta, ni verduras, ni pescado ni carne.
  • De vez en cuando es bueno el elaborar platos que combinen sabores variados para que el pequeño de la casa los pruebe y se vaya acostumbrando a su sabor.
  • Es bastante recomendable el dejar a los pequeños de la casa que puedan tocar los alimentos para que se familiaricen con los mismos.
  • Nunca hay que forzar a un niño a probar la comida. Si lo obligas a comer algo que no quiere, sólo vas a conseguir que la rechace mucho más.
  • Los padres deben tener algo de paciencia a la hora de conseguir que el niño pruebe un alimento nuevo. Según los expertos, un niño llega a aceptar un alimento después de haberlo probado unas 10 veces más o menos.

La dieta tiene un papel muy importante durante el embarazo y la lactanciaLa dieta tiene un papel muy importante durante el embarazo y la lactancia

La importancia de la dieta durante el embarazo y la lactancia

La dieta tiene un papel muy importante durante el embarazo y la lactancia. Es por ello que es esencial que la madre lleve una dieta saludable y equilibrada ya que los diferentes sabores pasan al feto a través del líquido amniótico. Una vez el feto llega al segundo trimestre de gestación empieza a experimentar diversas sensaciones y palpar algo.

En el momento de la lactancia, la leche que toma el bebé va a cambiar de sabor conforme a la dieta que siga la madre. Ello es bueno ya que el bebé puede identificar diversos sabores y ser mucho menos reacio a probarlos en un futuro.

Como has podido ver, es posible el prevenir un problema como la neofobia. Los niños deben seguir desde que son muy pequeños una dieta variada para evitar que después rechacen alimentos que deben comer como es el caso de las verduras o la fruta.

Te puede interesar