Menú
Líquido amniótico
 

Líquido amniótico

El líquido amniótico es la sustancia que rodea el embrión y al feto dentro del saco amniótico. Permite al feto moverse con libertad, pues flota en él y así evita golpearse con las paredes del saco amniótico. El líquido lo produce la madre durante las 17 primeras semanas de gestación, y en la semana 34 de embarazo llega a su máximo punto, alcanzando los 600 a 800 mililitros de volumen. Contiene proteínas, carbohidratos, lípidos, urea y electrolitos aunque su mayor parte está compuesta de orina fetal. Tamnién ayuda a que el feto tenga un buen desarrollo muscular y óseo, y lo amortigua si hubiera algún golpe o movimiento brusco. Le mantiene a una temperatura constante y le aísla de cualquier tipo de sustancia contaminante o infecciosa. Con una muestra de líquido amniótico, obtenido mediante su extracción con una aguja, se realiza la prueba de la amniocentesis, que es voluntaria y detecta malformaciones en el futuro bebé. Como en el líquido flotan células del feto con su correspondiente material genético, permite hacer un examen de sus cromosomas. Cuando una embarazada "rompe aguas" se libera el líquido amniótico al romperse el saco amniótico.

Artículos sobre Líquido amniótico

La detección de Síndrome de Down durante el embarazo

La detección de Síndrome de Down durante el embarazo

Durante el embarazo podemos conocer si nuestro bebé puede tener Síndrome de Down, pero es la amniocentesis la prueba más certera.

Líquido amniótico, qué contiene y qué funciones cumple

Líquido amniótico, qué contiene y qué funciones cumple

El líquido amniótico rodea al feto durante el embarazo, te contamos todo lo que hay en él y por qué es importante para nuestro bebé.

La amniocentesis: riesgos y beneficios

La amniocentesis: riesgos y beneficios

La amniocentesis es una prueba prenatal y habitual que consiste en la extracción para su análisis de una pequeña muestra del líquido amniótico que rodea al feto.

Síntomas que indican que el parto se acerca

Síntomas que indican que el parto se acerca

Tu propio cuerpo te hará constancia de que el parto está por llegar incluso un mes antes del mismo, ya que es entonces cuando empieza a prepararse para la llegada del bebé.

 

¡Sigue a Bekia Padres!