Menú
¿Se puede parar un parto prematuro cuando ya ha comenzado?
¿Se puede parar un parto prematuro cuando ya ha comenzado?

PARTO

¿Se puede parar un parto prematuro cuando ya ha comenzado?

Nadie está preparado para un parto prematuro, pero, ¿se puede parar una vez que comienza el proceso?

El parto prematuro puede ser una de las situaciones más angustiosas que una mujer pueda enfrentar en su vida, y ninguna pareja está preparada para cuando esto sucede. El miedo y la incertidumbre puede generar mucha ansiedad, además del temor por la vida del bebé. No se sabe siempre por qué puede suceder un parto prematuro, pero simplemente sucede. Hay factores que pueden aumentar el riesgo, como el embarazo múltiple, tener infecciones, preeclampsia, problemas cervicales, que la mujer tenga una edad avanzada o que fume.

Existen varios tratamientos que pueden ayudar a una mujer a prevenir el parto prematuro en mujeres de alto riesgo, y también se pueden retrasar las contracciones si el parto comienza de forma temprana. En el lado negativo, es necesario resaltar que algunos de estos tratamientos son menos efectos en ciertas mujeres y son totalmente contraindicados para otras.

El parto prematuro ocurre en el 12% de los embarazosEl parto prematuro ocurre en el 12% de los embarazos

Síntomas

El parto prematuro ocurre en el 12% de los embarazos. En algunos casos se puede prevenir si se conocen las primeras señales. Algunos síntomas comunes son:

  • Cinco op más contracciones en una hora
  • Líquido acuoso en la vagina
  • Dolor sordo de espalda debajo de la cintura que aparece y desaparece
  • Calambres menstruales en la parte baja del abdomen
  • Presión pélvica que se siente como si el bebé empujase hacia abajo

Prevención del puerto prematuro

Si eres una mujer de riesgo alto en cuanto a tener un parto prematuro, entonces será necesario que hables con tu médico, que le hagas caso a lo que te dice y sobre todo, que sigas estos consejos que te vamos a dar a continuación.

  • La progesterona se ha utilizado para prevenir el aborto espontáneo y el parto prematuro durante más de 40 años. A pesar de su uso generalizado, los estudios contradicen si la progesterona puede prolongar el embarazo en mujeres con riesgo de parto prematuro.
  • Cerclaje es una puntada colocada en el cuello uterino para mantenerla cerrada. Si bien los cerclajes se han utilizado durante más de 50 años para prevenir el parto prematuro, las investigaciones sugieren que solo puede prolongar el embarazo (y solo en algunas mujeres) y no interrumpirá el parto una vez que haya comenzado.
  • El reposo en cama generalmente se recomienda para mujeres con embarazos múltiples, eclampsia , preeclampsia, sangrado vaginal abundante, cambios cervicales anormales, desarrollo fetal, complicaciones placentarias o diabetes gestacional.
  • Los antibióticos se prescriben generalmente a las mujeres que experimentan la  ruptura prematura de las membranas para prevenir infecciones uterinas que pueden llevar al nacimiento prematuro. Los antibióticos también pueden prolongar el embarazo en mujeres que previamente han experimentado una ruptura prematura.

Los antibióticos también pueden prolongar el embarazoLos antibióticos también pueden prolongar el embarazo

Tratamiento del parto prematuro

Hablando de manera realista, a menudo es difícil cambiar las cosas una vez que una mujer muestra las señales de un parto prematuro. Incluso las intervenciones más efectivas generalmente solo retrasan el nacimiento por un día o dos, pero no se puede detener el parto por completo una vez que el cuerpo de la mujer ha comenzado el proceso. La naturaleza cuando aparece no se puede detener con nada.

Sabiendo esto, los dos objetivos principales del tratamiento son permitir suficiente tiempo para llevar a la madre a un hospital que tenga una  unidad de cuidados intensivos neonatales  y proporcionar  esteroides  para acelerar el desarrollo pulmonar fetal. Hay una serie de medicamentos a los que recurrirá el médico durante un parto prematuro. Algunos, llamados tocolíticos, están diseñados específicamente para retardar o detener las contracciones uterinas. Entre los más comúnmente prescritos se encuentra el sulfato de magnesio, que tiene un doble efecto: prevenir las convulsiones en mujeres con preeclampsia y reducir el riesgo de parálisis cerebral y otros trastornos cerebrales en bebés prematuros.

Otros tocolíticos incluyen medicamentos utilizados para tratar problemas cardíacos y pulmonares, como la nifedipina y la terbutalina, que son eficaces para inhibir las contracciones uterinas. Si tienes preocupaciones sobre un posible parto prematuro, habla con tu médico cuanto antes.

Te puede interesar