Menú
Cómo los maestros pueden ayudar a los niños con TOC
Cómo los maestros pueden ayudar a los niños con TOC

TOC

Cómo los maestros pueden ayudar a los niños con TOC

Si eres maestro y tienes un niño o niña TOC en tu clase, así es cómo puedes ayudarle en su día a día escolar.

Si eres maestro y en tu clase hay un niño con TOC (Trastorno Obsesivo Compulsivo), es probable que te hayas dado cuenta que se distrae, que se frustra cuando algo no le sale bien y que su comportamiento, de forma no intencionada, puede perjudicar al resto de compañeros. A continuación queremos echar una mano a los niños TOC para que sus maestros sepan cómo pueden ayudarle y que el día a día sea más fácil para todos.

Es muy importante que los maestros sepan qué tipo de cosas podrían desencadenar los síntomasEs muy importante que los maestros sepan qué tipo de cosas podrían desencadenar los síntomas

Ayudar a los niños TOC en clase

Aquí hay algunas cosas que podemos hacer para ayudarlo, y la clase como un todo, enfocarse en el aprendizaje:

  • Tiempo extendido para exámenes y trabajos:. Si escribir es un problema para un niño que necesita encontrar la manera perfecta de decir algo, necesitará más tiempo para terminar esas preguntas o trabajos.
  • Ordenadores para escribir. Si escribir, reescribir y borrar es un problema para un niño con TOC, entonces se puede considerar el uso de un ordenador para tomar notas en lugar de escribir a mano. Así la letra siempre estará perfecta en la pantalla.
  • Un sistema de amigos. Un amigo es como un entrenador de iguales que se sienta al lado del niño y lo impulsa a mantenerse al día con la toma de notas y mantenerse en la tarea. Puede ser excelente para el amigo, fomentar un sentido de confianza y orgullo, poder ayudar a alguien que lo necesita, y excelente para fomentar la amistad.
  • Aulas privadas de examen. Existen investigaciones que dejan claro que los niños con TOC tienen un mejor rendimiento si hacen las pruebas sin otros niños porque se estresan menos y tienen más control sobre sus pensamientos y sus reacciones si están en un lugar tranquilo lejos de otros niños.
  • Omite la lectura en voz alta. Los niños que sienten que deben leer perfectamente pueden tener que volver a leer oraciones o párrafos enteros una y otra vez para asegurarse de que lo han entendido bien. Leer se convierte en una tarea demasiado laboriosa y leer ante otros puede ser una pesadilla para los niños TOC. Entonces, si sabes que la lectura puede ser un problema para el niño TOC de tu aula, entonces omite la lectura en voz alta delante de otros compañeros.
  • Audio libros. Si los niños se cansan tanto de leer que les lleva una eternidad, escuchar los libros puede ser una solución.
  • Divide la tarea en pequeñas partes. Si mirar una página entera de matemáticas hace que los niños se sientan abrumados y ansiosos (piense en el potencial de errores), los problemas pueden dividirse en cuatro páginas. Ayuda a los niños a concentrarse en resolver los problemas en lugar de preocuparse.
  • Planifica una ruta de escape. Elabora un sistema de comunicación para que el estudiante sepa queso siente los síntomas del TOC pueda indicarte mediante una señal que necesita abandonar el aula o ir a un lugar protegido sin interrumpir la clase. Así se podrán evitar comportamientos disruptivos.
  • Los cambios en el horario pueden ser muy perjudiciales para un niño con TOCLos cambios en el horario pueden ser muy perjudiciales para un niño con TOC

  • Ten el cuenta los desencadenantes. Es muy importante que los maestros sepan qué tipo de cosas podrían desencadenar los síntomas. La fatiga es una gran parte del TOC, y puede ser exacerbada por la medicación. Por lo tanto, es importante saber que si un niño está somnoliento en clase y tal vez está bajando la cabeza, no es porque esté siendo opositor o irrespetuoso, sino abrumado por la fatiga.
  • Con aviso previo. La irritabilidad y la frustración son dos de las cosas más duraderas que los niños con TOC sienten diariamente. Los cambios en el horario pueden ser muy perjudiciales para un niño con TOC, por lo que puede ser útil para los maestros dar aviso anticipado de las cosas. Los niños que saben qué esperar tienen menos probabilidades de verse afectados por el cambio.
  • Disposición de asientos. Si la escuela tiene pasillos ruidosos, es posible que no quieras que un niño con TOC se siente junto a la puerta. Puede hacer que se sienten en el frente, donde son menos capaces de escuchar el ruido y que se concentren más en su trabajo. Por otro lado, un niño que tiene síntomas muy observables, y no quiere que otros niños los vean inquietos con sus manos, o meciéndose, o levantándose mucho, podría estar mejor cerca de la puerta, hacia la parte posterior de el cuarto.

Te puede interesar