Menú
Enseña a tus hijos a lidiar con las disputas con tu ejemplo
Enseña a tus hijos a lidiar con las disputas con tu ejemplo

RESOLUCIÓN DE CONFLICTOS

Enseña a tus hijos a lidiar con las disputas con tu ejemplo

Tu ejemplo siempre será el mejor maestro para que tus hijos aprendan a lidiar con las disputas con otras personas.

Las disputas y diferencias entre las personas es algo habitual, pero es necesario que los padres siempre sean un buen ejemplo para sus hijos para que éstos aprendan a manejar este tipo de conflictos en el futuro. Una forma de hacerlo es cuando se tiene una disputa con vecinos, porque que esto ocurra es parte de la vida... la mayoría de estos conflictos no llegan más allá de una molestia menor.

Cuando hay problemas con los vecinos, tus hijos deben ver cómo respiras profundamente y lo soportas porque en la mayoría de los casos es solo una peculiaridad o una cuestión de opinión personal. La intimidación, por otro lado, es un problema grave. Si las cosas se intensifican hasta el punto en que te sientas intimidado o prefieras caminar por el otro lado que arriesgarte a ver a tu vecino, podría ser el momento de hacer algo al respecto... y que tus hijos sepan qué deberían hacer en el caso de que algún día les ocurriese eso. A continuación vamos a darte las herramientas para que puedas lidiar con los conflictos vecinales y que tus hijos aprendan de ti la mejor manera de hacerlo.

Las disputas y diferencias entre las personas es algo habitualLas disputas y diferencias entre las personas es algo habitual

¿Qué pasa? Identificar la causa

Identifica la causa. Aunque tu vecino no tiene derecho a causarte puede sentirse justificado debutado a un problema actual o conflicto contigo. Si puedes resolver el problema, puedes trabajar para encontrar una solución y tal vez detener la intimidación y el acoso que estás viviendo.

Hablar con el vecino

Ten una charla con el vecino. Resume el problema y haz preguntas si no estás seguro de lo que está pasando. Sé especifico sobre lo que te molesta y pregunta si hay algo que él quiera decir o preguntar... incluso si puedes hacer algo para remediar lo que pasa. Debes estar tranquilo pero ser firme. Indica que no quieres que esa situación continúe, ya no solo por vosotros, si no también por vuestras familias. De esta manera podréis hablar para encontrar una solución a lo que pasa.

Intentar llegar a un acuerdo

Intenta llegar a un acuerdo. Si te está acosando sin motivo, no te muevas y aceptes algo que consideres injusto o amenazador. Trata de entender la posición de tu vecino y ofrece una alternativa si sus peticiones parecen irrazonables. Intenta llegar a un punto medio que resuelva el problema.

Poner las cosas por escrito

Si la conversación amistosa falla, escribe una carta formal que detalle el problema y qué es lo que no se puede tolerar. Si tu vecino infringe alguna ley dile por qué esto no es aceptable. Reúne las firmas de otros vecinos si el problema es algo que también les afecta a los demás. Tendréis que ir un paso más allá para intentar solucionar el problema si con la palabra y las buenas intenciones no son suficientes.

Intenta llegar a un acuerdoIntenta llegar a un acuerdo

Mediadores de vecinos

Puedes buscar a un mediador de comunidades o vecinos para encontrar a un tercero neutral que te ayude a comunicarte efectivamente con tu vecino. Los mediadores pueden trabajar por tarifas económicas, pero recuerda que no es u abogado por lo que no podrán controlar las regulaciones y los asuntos legales. Te ayudarán a abrir líneas de comunicación e intentarán encontrar una solución que no implique a las autoridades.

Llamar a la policia

Llama la policia o comunícate con el sistema judicial solo como último recurso o si el acoso escolar está fuera de control o sientes que estás en peligro. Si llevas el caso a un tribunal es posible que se te redirija también a una medicación. Pero en este punto tu vecino podría estar muy resentido hacia ti y menos abierto a encontrar la solución. El tribunal de reclamos menores solo puede ayudar si hay dinero o la propiedad tiene problemas... Aunque la resolución del conflicto siempre dependerá de las partes involucradas.

Te puede interesar