Menú
Causas del comportamiento violento infantil
Causas del comportamiento violento infantil

CRIANZA

Causas del comportamiento violento infantil

El comportamiento violento no es propio de los niños... Suelen ser más inocentes, ¿por qué hay veces que puede existir un comportamiento violento infantil?

Desgraciadamente cada vez vemos más casos de niños que se comportan de forma violenta y que la empatía brilla por su ausencia. La violencia en los niños incluye una variedad de comportamientos, que incluyen amenazas, acoso escolar, daño a los animales, agresión hacia los demás, rabietas y ataques armados...

Los niños que muestran un patrón de tal comportamiento a menudo son diagnosticados con una enfermedad psiquiátrica conocida como trastorno de conducta. Las causas del comportamiento violento, y del trastorno de conducta, son difíciles de precisar. Que los niños tengan un comportamiento violento es a causa de una combinación de factores lleva a un mayor riesgo de este tipo de acciones en niños y adolescentes... El ejemplo de los padres, si éstos tienen un comportamiento violento es la causa principal para que los niños desarrollen este tipo de conductas peligrosas, pero hay más.

Los hijos de padres antisociales tienen más probabilidades de desarrollar un trastorno de conductaLos hijos de padres antisociales tienen más probabilidades de desarrollar un trastorno de conducta

Genética y Medio Ambiente

Los hijos de padres antisociales tienen más probabilidades de desarrollar un trastorno de conducta, incluso si son criados en un hogar adoptivo. Esto sugiere una causa hereditaria o genética de la violencia juvenil. Al mismo tiempo, el riesgo de desarrollar un trastorno de la conducta es aún mayor entre estos niños si se crían en una situación familiar desfavorable, lo que sugiere que los factores ambientales también influyen en el comportamiento violento de los niños.

Crianza pobre

Existen varios aspectos de la crianza pueden contribuir al comportamiento violento en los niños. Se conocen cinco defectos de crianza en particular: supervisión deficiente; disciplina errática, disciplina dura; falta de armonía parental; rechazo del niño; y participación limitada en las actividades del niño. Los padres que exhiben este comportamiento se involucran en un patrón de interacción padre-hijo que alienta y premia inadvertidamente la agresividad en sus hijos.

Exposición a la violencia

La gran mayoría de los niños que están expuestos a la violencia en el hogar, en la escuela o en la comunidad donde viven tienen más probabilidades de tener comportamiento violentos en comparación con los niños que no están expuestos. Los niños que están expuestos a la violencia sufren daños físicos, mentales y emocionales duraderos y es más probable que participen en la violencia ellos mismos.

Factores sociales y económicos

Una variedad de factores sociales y económicos pueden crear condiciones que conducen a la violencia entre niños y adolescentes. Estos factores pueden incluir situaciones familiares estresantes, como ser padres solteros, la ruptura de un matrimonio, el desempleo de los padres, la pobreza y las privaciones graves.

Existe un debate sobre el papel de los medios de comunicaciónExiste un debate sobre el papel de los medios de comunicación

Los medios de comunicación

Existe un debate sobre el papel de los medios de comunicación, especialmente la violencia en la televisión, en las películas y en los videojuegos, para provocar la violencia en niños y adolescentes. Algunas investigaciones han encontrado una correlación entre la violencia en los medios y la violencia en el mundo real. Por ejemplo, un estudio realizado en 2010 por investigadores de la Universidad de Columbia y el Centro Médico Mount Sinai en Nueva York encontró que los adolescentes que veían más de una hora de televisión al día tenían más probabilidades de cometer actos violentos como adultos.

Si crees que tu hijo está teniendo un comportamiento violento y sabes que tu ejemplo no es el más adecuado, entonces será necesario que valores tus acciones para cambiarlas cuanto antes. Si no te ves capaz de hacerlo por ti mismo, será necesario que busques ayuda psicológica para poder educar a tus hijos y mejorar tus comportamientos y tu estilo de vida. Si por el contrario, tu ejemplo es el correcto y tu hijo presenta conductas violentas, será necesario que encuentres la causa exacta que lo provoca para poder buscar la ayuda que necesita tu hijo. Un niño que tiene un mal comportamiento es un niño que sufre, que tiene inestabilidad emocional y que requiere de ayuda externa para poder entender sus emociones y sus propias acciones. De esta manera, será capaz de mejorar su comportamiento por su propio bien y por el de los demás.

Te puede interesar