Menú
El piercing en el ombligo en adolescentes, ¿qué significa?
El piercing en el ombligo en adolescentes, ¿qué significa?

ADOLESCENCIA

El piercing en el ombligo en adolescentes, ¿qué significa?

¿Tu hijo/a adolescente se ha hecho un piercing en el ombligo? Descubre cuál es su significado y lo que te intenta decir sin palabras...

Mostrar un anillo en el ombligo se puede interpretar de varias maneras, desde lo sencillo hasta lo psicológico. Mientras que la perforación corporal y los tatuajes son omnipresentes en la sociedad contemporánea, las culturas a lo largo de los siglos han incursionado en los rituales de modificación corporal, también conocidos como modificación corporal. 

En las culturas africana y nativa americana, la mutilación corporal se usó para dar la bienvenida a un miembro a una tribu o grupo. La misma teoría podría aplicarse a los marineros y reclusos. La perforación del cuerpo moderno, sin embargo, tiene que ver más con la expresión de la individualidad. Si tu hijo/a adolescente se ha hecho un piercing en el ombligo, esta información te interesa.

Mostrar un anillo en el ombligo se puede interpretar de varias manerasMostrar un anillo en el ombligo se puede interpretar de varias maneras

Solo como una moda

A veces un cigarrillo es solo un cigarrillo. Y a veces un piercing en el ombligo es solo un piercing en el ombligo. Hay todo tipo de piercings para el ombligo con una variedad de formas, diseños, colores y materiales. Es posible que tu adolescente escoja un pendiente para el ombligo solo porque le gusta el color. Quizá se haga un piercing en esta zona porque le gusta lucir su vientre porque lo tiene atlético o simplemente porque le gusta seguir la moda o hacer lo que sus amigas hacen.

Identidad e individualidad

Las personas que llevan piercings o tatuajes lo hacen para expresar su identidad personal, pero sin inclinarse ante la presión de los demás. Es un reflejo de la personalidad interna, de los intereses, de los objetivos que se marcan en la vida, de lo que consideran más importante, de la filosofía de la vida... Un tatuaje o un piercing dice mucho más de los adolescentes de lo que ellos mismos se dan cuenta cuando se lo hacen.

Juventud y rebelión

Hacerse un piercing en el ombligo u otras formas de modulación corporal a veces tienen intención de provocar reacciones ante los demás. Múltiples perforaciones, por ejemplo, podrían indicar un rechazo de la sociedad en general, o al menos de los padres. 

El científico social de la Universidad de Marquette, Steven Franzoi, dice que algunos jóvenes usan la modificación corporal: "para distinguirse de sus padres". Continúa advirtiendo a los padres que demasiadas críticas a los modificadores corporales por parte de los padres: "podrían reforzar el deseo de hacerlo".

Cuando la rebelión se vuelve conforme

Tantas personas han tenido piercings en el ombligo que puede haber creado una paradoja. Como señala Franzoi, si suficientes personas hacen algo, es posible que ya no expresen su propia identidad, sino que participen en un acto de conformidad dentro de su propio grupo de iguales. 

Franzoi señala a los jóvenes de pelo largo en la década de 1960, quienes se rebelaron contra las generaciones mayores de una manera que finalmente pareció conformista. Pero ir a los extremos de modificaciones corporales puede no ser sabio a largo plazo. Franzoi dice que si tienes perforaciones que son demasiado notorias o elaboradas, no podrías ser contratado para ciertos trabajos. Ese es un buen argumento para los piercings en el ombligo... Aunque puedes presumirlos en tu propio tiempo y cubrirlos para el trabajo.

Tantas personas han tenido piercings en el ombligo que puede haber creado una paradojaTantas personas han tenido piercings en el ombligo que puede haber creado una paradoja

Más allá de la modulación de cuerpo

Pamela Cantor, psicóloga de la Escuela de Medicina de Harvard, dice que los piercings en el ombligo y otros piercings son solo eventos sociales para muchos adolescentes, no son diferentes a las salidas nocturnas o a hacerse las uñas con amigas. Pero cuando la moda se convierte en automutilación, se cruza una línea muy delgada. Múltiples perforaciones dolorosas podrían calificarse dentro de un cuadro psicológico totalmente diferente, o sobre todo, cuando se tratan de cortes más que de perforaciones.

Cortar libera opiáceos naturales que calman a un alma con problemas, y un cortador comienza a desear la experiencia. Obtener un piercing en el ombligo es obviamente un asunto diferente, y cualquiera de las razones para hacerlo es relativamente benigna, por lo que no tienes que preocuparte mucho si tu. hijo/a adolescente ha decidido hacerse un piercing en el ombligo.

Te puede interesar