Menú
El llanto del bebé al despertar, ¿por qué sucede?
El llanto del bebé al despertar, ¿por qué sucede?

TRUCOS Y CONSEJOS

El llanto del bebé al despertar, ¿por qué sucede?

El llanto del bebé al despertar, ¿por qué sucede? Te lo contamos a continuación, ¡así sabrás cómo atenderle!

Cualquier padre o madre del mundo, muy probablemente, han sufrido en alguno momento el llanto de su bebé nada mas despertarse rompiendo de manera drástica el sueño de cualquiera que se encuentre cerca en el hogar. Pero muchos se preguntan, ¿Qué motivo hay detrás de este llanto de recién despertado? ¿El bebé está queriendo pedir algo? ¿Ha sucedido algo que haya roto su sueño de golpe?

Son muchas las dudas que preguntas que surgen en la mente de cualquier padre o madre y aunque cada niño y situación sea diferente, existen una serie de circunstancias que suelen ser muy comunes y que provocan el llanto de un bebé al despertar. Algunas de ellas son:

  1. Distancia de los padres: Cuando los bebés se despiertan de su sueño y de pronto, se descubren solos en la oscuridad, sin la atenta mirada de sus padres a la cual están acostumbrados, se produce este llanto. Y es que, sobre todo en los más pequeños, los cariños y atenciones de los padres son permanentes por lo que es lógico que al despertarse y no verles, sientan necesidad de llorar. Un llanto que probablemente sólo la atención de cualquier de los padres le pueda calmar.
  2.  Es importante hacer que los niños estén activos durante el día Es importante hacer que los niños estén activos durante el día

  3. Falta de sueño: Es importante hacer que los niños estén activos durante el día para que cuando llegue la noche, concilien el sueño de forma profunda y duerman del tirón evitando así los desajustes de horarios. Por lo tanto, será importante que no duerman demasiado durante el día para así poder descansar durante la noche.
  4. Humedad en el pañal: Es fundamental no acostumbrar al bebé a que cada vez que este moje o manche el pañal se le cambie al instante ya que esto hará que cuando así ocurra reclame la atención y el cambio al que durante el resto del día le tienen acostumbrado. Para el bebé la noche no es una razón para dejar de llorar o no interrumpir el sueño de sus padres, por lo que habrá que buscar el método para conseguir que lo haga lo menos posible.
  5. Hambre: En multitud de ocasiones el motivo que desencadena el rollo de un bebé es la falta de alimento o bebida. Una vez más, ocurre como en los casos anteriores el hecho de que a pesar de que es fundamental tener al niño nutrido, será negativo darle de comer durante el día en multitud de ocasiones y de poco en poco ya que esto hará que no realice de manera correcta las comidas y que probablemente en medio de la noche se despierte y llore para reclamar un poco más.

Otra opción de llanto podrá ser el hecho de que el bebé se encuentre mal, o bien porque le duela u ocurra algo o bien porque tenga frío o calor. En este caso, no se trata de un hábito sino de una situación excepción que es importante arreglar lo antes posible. De igual manera se aconseja a los padres que al mínimo síntoma o signo de malestar del bebé se acuda a un médico para que este le revise ya que al no poder expresarse estos bebés como cualquier persona adulta, los padres no saben lo que les ocurre aunque puedan intuirlo pero siempre es mejor actuar ante cualquier duda.

En multitud de ocasiones el motivo que desencadena el rollo de un bebé es la falta de alimento o bebidaEn multitud de ocasiones el motivo que desencadena el rollo de un bebé es la falta de alimento o bebida

En definitiva, a pesar de que con la edad este tipo de cosas irán ocurriendo en menor medida ya que los niños serán conscientes de que deben de respetar el sueño de sus padres e irán haciéndose a la idea que durante la noche no deben de molestar por capricho, es importante no desesperar y comprender que cualquier padre pasa por una situación similar más de una vez en su vida. Por lo tanto, sólo quedará poner todos los medios posibles para ir adaptando los horarios del bebé y consiguiendo que duerma placidamente durante la noche permitiendo descansar a todos los integrantes del hogar.

¿Cómo actuar cuando se produce el llanto?

Ante esta situación muchos padres se plantean cómo deben de actuar. Y es que, algunos deciden darles de comer, otros entretenerles, otros cogerles y llevarles a la cama...Quizás estos hábitos funcionen esa noche pero su efecto será contraproducente ya que lo único que conseguirán es que el bebé empiece a coger el gusto a esos gestos por parte de los padres y llore cada día más y mas.

Por lo tanto, en este momento los expertos recomiendan que los padres acudan a donde se encuentra el bebé llorando y si ven que las circunstancias son totalmente normales, intenten volver a dormirle lo más rápido posible. Por lo tanto, consolarlos, darles cariño, apagar la luz, arroparles o incluso cantarles una nana permitirá que vuelvan a conciliar el sueño.

Es importante llevar a cabo una rápida actuación desde el momento en que se escucha el llanto ya que de no ser así, quizás el bebé se despierte completamente y le sea muy complicado después volver a conciliar el sueño, alterando también el de sus padres.

Te puede interesar