Menú
Ideas de recompensas que no cuestan dinero para tus hijos
Ideas de recompensas que no cuestan dinero para tus hijos

RECOMPENSAS

Ideas de recompensas que no cuestan dinero para tus hijos

Estas ideas de recompensas para tus hijos son ideales para escoger la que creas mejor para motivarle en su modificación de conducta.

Muchos padres creen que las recompensas de los hijos cuando se trabaja un sistema de recompensas deben ser cosas materiales que cuesten dinero, pero en realidad si no cuestan dinero es mucho mejor para los niños, como por ejemplo, ganar experiencias como ver más rato la televisión por la tarde o salir a tomar un helado.

Pero si te faltan ideas para trabajar el sistema de recompensas y que no te cuesten dinero, entonces, sigue leyendo porque te vamos a dar algunas ideas que te vendrán de perlas para que tus hijos se sientan motivados a seguir cambiando su comportamiento a mejor. Es importante ofrecer recompensas que sean específicas a los intereses y necesidades de tu hijo. 

Ya sea que quieras motivar a tu hijo para que haga las tareas domésticas como si quieres motivarle para que no pegue a sus hermanos, estas ideas de recompensas son siempre buenas opciones.

Hay momentos en que los elogios no son suficientes y los niños necesitan un pequeño incentivo adicionalHay momentos en que los elogios no son suficientes y los niños necesitan un pequeño incentivo adicional

Elogios

Si bien no debes reservarte elogios por logros muy grandes, definitivamente puedes usar palabras de aliento como incentivo. Cuando tu hijo sepa que estás prestando atención a su esfuerzo, estará motivado para continuar el buen trabajo. Así que vigila los progresos de tu hijo y ofrece tus elogios siempre que sea necesario.

Recompensas tangibles

Hay momentos en que los elogios no son suficientes y los niños necesitan un pequeño incentivo adicional. Una caja del tesoro llena de artículos baratos puede hacer mucho para mantener a los niños en el buen camino. Deja que tu hijo escoja una recompensa al final del día si cumple con sus objetivos. También puedes dejarle prestado algo tuyo que le guste, como tu silla del trabajo o una gorra.

Irse a la cama más tarde

Quizá no te guste que tu hijo se vaya a dormir más tarde, aunque 15 minutos no es mucho y esto puede motivarle a hacer las cosas bien. Los niños más pequeños a menudo se sienten como un "niño grande" y puede ser un gran incentivo si pueden quedarse despiertos más tarde que sus hermanos. Sin embargo, si tienes un niño que tiene dificultad para dormir, escoge un incentivo diferente o solo ofrece esta recompensa en las noches cuando pueda dormir un poco más al día siguiente, como los viernes.

Actividades especiales

Escoge una actividad especial que tu hijo disfrute mucho y úsala como recompensa. Puede ser jugar a juegos de mesa, ir al parque o leer un cuento extra antes de ir a dormir.

Puede ofrecer recompensas en tiempo de pantalla en intervalos de tiempo de 15 minutosPuede ofrecer recompensas en tiempo de pantalla en intervalos de tiempo de 15 minutos

Tiempo extra con aparatos electrónicos

Aunque es importante asegurarse de que el uso de los dispositivos electrónicos de tu hijo es limitado, puedes hacer que el tiempo en los dispositivos digitales sea una recompensa. Solo tendrás que ponerle un límite a la cantidad de tiempo que tu hijo puede ganar cada día (como un límite de dos horas).

Puede ofrecer recompensas en tiempo de pantalla en intervalos de tiempo de 15 minutos. Si tu hijo hace las tareas de la escuela a tiempo puede ganar 15 minutos de tiempo frente a la pantalla. Si no pega a su hermana podría ganar 15 minutos más. 

Manualidades en familia

A la mayoría de los niños les encanta ser creativos y desordenados, por eso les gustan las manualidades, podréis hacer marionetas, botes de la calma, pintar con los dedos, etc.

Actividades sociales

Permite que los niños ganen oportunidades sociales adicionales, como invitar a un amigo o dormir en casa de alguno de sus compañeros de la escuela. Otras recompensas gratuitas pueden incluir invitar a un amigo al parque o ir a una actividad juntos con otros niños.

Lluvia de ideas recompensas juntos

Pregunta a tu hijo qué recompensa le gustaría ganar. Pueden ser cosas simples como ir al parque. Haced una lista con varias ideas e identificar qué debe hacer para ganar su recompensa. Deberéis ser específicos para que sepa qué debe hacer para ganar esa recompensa.

Te puede interesar