Menú
Manualidades para niños con material reciclado
Manualidades para niños con material reciclado

MANUALIDADES

Manualidades para niños con material reciclado

Si quieres disfrutar de manualidades para niños con material reciclado, no te pierdas estas 5 propuestas, ¡os van a encantar!

Seguro que en infinitas ocasiones los más peques de la casa te han preguntado eso de "¿qué hago esta tarde?" y seguramente a ti tampoco se te ha ocurrido nada. No se hable más, hoy os vamos a enseñar algunas manualidades para desterrar definitivamente el aburrimiento en esas tardes en las que no sabemos a qué pueden jugar los niños. Pero, no son unas manualidades para niños y ya está, son actividades que les llevarán a reciclar y en las que además del componente lúdico, también está el educativo.

Enseñarles desde pequeños a reciclar es una obligación de la sociedad. Por eso hoy os traemos una serie de manualidades para niños con material reciclado, porque no hay nada mejor que aprender jugando.

Si tú también quieres saber cómo hacer manualidades con material reciclado y aún no sabes por dónde empezar, sigue leyendo el artículo. ¡Manos a la obra!

1. Un guiñol de cartón:

Si tus hijos, sobrinos o hijos de tus amigos les encantan las marionetas y los teatrillos, esta manualidad es para ti. Además de ser sencilla y requerir pocos elementos, también ayudará a dejar volar la imaginación de los más pequeños de la casa.

¿Preparados para comenzar la función?

Enseñarles desde pequeños a reciclar es una obligación de la sociedadEnseñarles desde pequeños a reciclar es una obligación de la sociedad

¿Qué vamos a necesitar?

- 1 caja de cartón grande

- Pinturas

- Telas

- Cúter

- 1 Barra o alambre

- Pegamento

- Abalorios, pegatinas, purpurina...

Lo primero que tenemos que hacer es conseguir una caja grande, las mejores suelen ser las de electrodomésticos, pues nos darán las medidas perfectas para nuestro guiñol. Debemos recortar un rectángulo en la parte superior de la caja, esta apertura nos servirá como escenario para hacer las representaciones. Es muy importante que a la hora de cortar con la ayuda de un cúter, midamos bien las proporciones para que tampoco sea el rectángulo muy pequeño. Una vez realizado la apertura tendremos que colocar la barra o el alambre para poner la cortinilla, utiliza un punzón y abre un agujero a cada lado de la barra. Cuando tengas la apertura y la cortinilla colocada, llega el momento de decorar, puedes hacer que tu teatrillo parezca un castillo, dibuja ventanales o picos en la parte superior para conseguir ese estilo. Por último, pinta todo el teatrillo según vuestros gustos. Ahora ya estáis listos para la representación, sólo falta que hagáis marionetas, podréis hacerlas algunas con la parte sobrante de la caja de cartón uniendo la parte inferior a un palo de madera.

2. Juego de bolos con plástico:

Si tú también eres de los que guardan muchas botellas de plásticos por casa y luego no sabes qué hacer con ellas, esta manualidad es perfecta para ti y tus peques.

¿Quién no ha jugado a los bolos? uno de los juegos más clásicos por excelencia y con lo que mejor nos lo pasábamos, ha llegado el momento de revivir aquella época, coge los materiales que te decimos a continuación y prepárate para disfrutar.

¿Qué vamos a necesitar?

- Botellas de plásticos (tantas como bolos quieres que haya)

- Cinta adhesiva roja

- Bolas de corcho

- Ojos adhesivos

- Arena

- Pintura

- Pegamento

- Cartulina

Limpia y seca las botellas de plástico que tengas por casa, lo mejor es que sean de tamaño mediano o pequeño y que sean todas iguales. Pega un trozo de cinta adhesiva roja a la mitad de la botella, dibuja y recorta en la cartulina un número y pégalo encima de la cinta. Pinta las bolas de corcho, estas van a servir para tapar la botella y como "caritas" de los bolos, las puedes pintar de color carne y ponerles ojos adhesivos y una sonrisa. Ahora rellena las botellas con arena y con la ayuda de un pegamento pega las bolas de corcho, estas tienen que ser más grande que el gollete de la botella. Ahora ya tienes tus bolos listos para jugar, también puedes pegarles pegatinas o ponerles más abalorios.

3. Barco de vapor con cartón de huevos:

Si los más pequeños disfrutan imaginando su mundo en un barco, esta actividad le encantará, una de las manualidades para niños en la que más material reciclado se utiliza. ¿Os animáis a ser unos piratas?

¿Qué vamos a necesitar?

- 1 cartón de huevos

- 2 rollos de papel higiénico

- 2 botellas de plástico (pequeñas)

- Temperas

- Pegamento

- Algodón

- Tijeras

Lo primero, limpia y seca el cartón de huevo que tengas por casa. Recorta la parte delante hasta la mitad de la caja de cartón de huevo. Los tubos de cartón de papel higiénico servirán para hacer las chimeneas del barco, puedes pintarlos de blanco y azul, y déjalos secar. A continuación, pinta el cartón de huevo, esto será la base del barco, por lo que puedes pintarlos simulando camarotes, la proa, la popa... y deja que se seque. Mientras puedes ir construyendo tus marineros, para ello coge dos botellas pequeñas de plástico (tipo yogur bebido) y dibuja unas caritas, con su ropa de marinero, puedes utilizar ojos adhesivos para que el resultado quede aún mejor. Pega las chimeneas a la parte inferior del barco y deja que se seque. Por último, coloca algodón a las chimeneas para que quede aún mejor. Listo, ya tienes tu barco de barco con material reciclado.

4. Maracas de plástico:

Una de las manualidades para niños más sencillas que existe, unas maracas de plásticos para que el niño se lleve horas y horas jugando. Requiere pocos elementos y es muy fácil de realizar.

¿Qué vamos a necesitar?

- 2 botellas de plásticos pequeñas

- 2 palos de madera

- 2 trozos de tela

- Arroz

- Témperas

- Pegamento

- Pegatinas, abalorios, purpurina...

- 2 gomas

Es bueno para la familia el realizar manualidadesEs bueno para la familia el realizar manualidades

Lo primero, limpia y seca dos botellas de plástico que tengas por casa, lo ideal es que sean tipo botellas de yogur bebido. Pinta con témperas las botellas, también puedes ponerles pegatinas o purpurina. Rellena las botellas con arroz, esto hará que suene. A continuación, tapa las botellas con un trozo de tela e introduce un palo de madera en medio. Para asegurar la fijación puedes añadirle pegamento de larga fijación. Listo, ya tienes tus maracas para bailar.

5. Coches de cartón y plástico:

¿Una carrera de coches? pues ahora sí que puedes hacerlas con estos fantásticos coches ecológicos y reciclados. Muy fácil de hacer y requiere poco tiempo.

¿Qué vamos a necesitar?

- 1 rollo de papel higiénico

- 4 tapones de plástico

- Témperas

- Alambre

- Pegamento

- Punzón

- Cartulina

Lo primero, pinta el rollo de papel higiénico y recorta un agujero en medio para hacer el asiento del piloto. Tapa con cartulina la parte delantera y trasera del tubo de papel higiénico para que no se vea el interior del coche. Con la ayuda de un punzón haz dos agujeros a cada lado del rollo de papel, dos delante y dos en la parte trasera. Pasa el alambre por los agujero y con la ayuda del punzón, traspasa los tapones y únelos con el alambre. Si quieres puedes hacer un copiloto con una botella de plástico de yogur bebido. Listo, ya tienes tu coche de carreras.

Te puede interesar