Menú
Qué es un lector autodidacta
Qué es un lector autodidacta

LECTURA

Qué es un lector autodidacta

Es importante inculcar el amor por la lectura en los niños, pero, ¿y si encuentran la pasión lectora ellos solos?

Los niños aprenden a leer cuando están preparados cerebralmente ya que se requiere cierta maduración mental para conseguirlo. No se les debe forzar y hay que respetar su ritmo para que comiencen a ser buenos lectores, primero se lee y luego se comprende. Un niño, ¿puede ser un lector autodidacta?

Un lector autodidacta, también conocido como lector espontáneo, es un niño que ha descubierto cómo leer sin ninguna instrucción formal de lectura, rompiendo así el código de lectura. Aprenden a leer... sin ayuda. El código es el alfabeto como un sistema de símbolos de sonidos y palabras. Un niño primero se da cuenta de que las letras representan sonidos y que las letras juntas representan palabras. Los lectores autodidactas descubren por sí mismos este sistema de símbolos.

Alienta la lectura sin obligaciones

El hecho de que algunos niños pueden aprender a leer solos es una buena idea para que los padres lean a sus hijos desde que son bien pequeños. Familiarizarse con los libros y sentirse cómodo con la práctica de la lectura es un factor clave para alentar a los niños a leer ellos mismos.

Un niño primero se da cuenta de que las letras representan sonidos y que las letras juntas representan palabrasUn niño primero se da cuenta de que las letras representan sonidos y que las letras juntas representan palabras

Sin embargo, es posible que algunos lectores potencialmente autodidactas no disfruten que se les lea hasta que hayan comenzado a descifrar el alfabeto. Es decir, se dan cuenta de que las letras en una página representan el lenguaje y luego quieren que se les lea para aprender más sobre ese sistema de símbolos. 

Estos niños pueden pedirle a cualquiera que les esté leyendo que señale las palabras mientras les lee, o si aún hablan, pueden coger el dedo del lector y moverlo a cada palabra mientras se lee. Presta atención a estos signos en tu niño pequeño y trata de alentar esa curiosidad sobre la lectura y los libros. 

Niños superdotados o niños con habilidades lingüísticas avanzadas

Aunque leer pronto no siempre es una señal de que tu hijo sea superdotado, hacerlo es un indicador claro de que tu hijo tiene unas habilidades lingüísticas avanzadas. Aprender a hablar es una habilidad natural para la mayoría de los niños, pero aprender a leer por lo general tiene que ser enseñado. Es por eso que los niños que aprenden desde muy temprano la relación entre letras, palabras y comunicación se consideran más inteligentes. 

Sin embargo, esto no significa que los niños deban memorizar el alfabeto y ciertas palabras. Si bien la memoria desempeña un papel en el aprendizaje, en la lectura no se trata tanto de la memorización mecánica y más acerca de la memoria operativa a corto plazo. Un lector debe ser capaz de recordar lo que lee al comienzo de una oración antes de llegar al final de una oración, lo que lee al principio de un párrafo antes de llegar al final, y así sucesivamente.

Un lector debe ser capaz de recordar lo que lee al comienzo de una oración antes de llegar al final de una oraciónUn lector debe ser capaz de recordar lo que lee al comienzo de una oración antes de llegar al final de una oración

Entonces, a menos que el cerebro de un niño sea lo suficientemente maduro, no podrá leer con fluidez, ya que requiere la capacidad de comprender el significado de las palabras y su contexto. Sin embargo, si un niño lee con fluidez antes de los 5 años, esto significa que está avanzado ya que su cerebro ha alcanzado un nivel suficiente de madurez para ese rango de edad. 

Pero si un niño ha aprendido a leer por su cuenta antes de recibir instrucción formal, es muy probable que ese niño tenga un talento que se deba valorar. No importa cuál sea el resultado, darles a los niños un interés en los libros y la lectura a una edad temprana los preparará para el éxito futuro.

En este sentido, debes potenciar la lectura a tus hijos desde que son bien pequeños. Aunque no sepan aún hablar, potencia la lectura leyéndoles cuentos y siendo un buen ejemplo a seguir en cuanto a la lectura. Aprovecha cualquier oportunidad para que te vean con un libro entre las manos.

Te puede interesar