Menú
Desarrollo físico y emocional a los 13 años
Desarrollo físico y emocional a los 13 años

ADOLESCENTES

Desarrollo físico y emocional a los 13 años

Si tienes un/a hijo/a de 13 años, te interesa conocer cómo es su desarrollo físico y emocional, ¡le entenderás más!

Los 13 años pueden ser una época difícil tanto para los adolescentes como para los padres. Los chicos y chicas a esta edad están saliendo de la pre adolescencia y entrando en la adolescencia por lo que es muy importante comprender su evolución. A los 13 años podrás comenzar a ver cambios interesantes.

El cambio mental que hacen los chicos y chicas cuando comienzan a verse a sí mismos como adolescentes, combinando con cambios físicos que experimentan en sus cuerpos, hará que la adolescencia temprana llegue a vuestros hogares. Es posible que se muestre más sensible a su cuerpo y que se dé cuenta de los cambios que también experimentan sus compañeros. Es posible que también se pregunte si los cambios que está experimentando son normales o no.

Esto puede ser difícil para los padres porque las preocupaciones del joven adolescente siempre son racionales, pero son preocupaciones reales para él o ella. Tienes que asegurarle de que las personas se desarrollan a diferentes ritmos y que es normal que algunos adolescentes maduren más rápido que otros.

El cambio mental que hacen los chicos y chicas cuando comienzan a verse a sí mismos como adolescentesEl cambio mental que hacen los chicos y chicas cuando comienzan a verse a sí mismos como adolescentes

Desarrollo físico

La mayoría de los adolescentes de 13 años están lidiando con los cambios emocionales y físicos que acompañan a la pubertad. Es normal que tu adolescente se sienta cambiante, de mal humor, sensible y tímido a veces. Durante este tiempo, es más importante que nunca que encaje con sus compañeros.

Los niños que maduran físicamente antes pueden tener más confianza. Pero las chicas que maduran antes a menudo son más conscientes de su cuerpo. Crecen más, ganan peso y maduran físicamente y psicológicamente. Las niñas se desarrollan completamente físicamente durante la adolescencia media y los niños alcanzan la madurez física durante la adolescencia tardía.

La apariencia física que cambia rápidamente puede llevar a sentimientos de autoconsciencia. A veces, los adolescentes luchan con problemas relacionados con la apariencia, como el acné o el sobrepeso. Problemas de la imagen corporal, como trastornos de la alimentación, también pueden desarrollarse durante la adolescencia.

Es importante hablar con su adolescente sobre la imagen corporal y cómo se siente con respecto a los cambios que están experimentando.

Desarrollo emocional

Tu joven adolescente comienza el camino de convertirse en una persona adulta e independienteTu joven adolescente comienza el camino de convertirse en una persona adulta e independiente

Aumenta el estrés escolar, los problemas relacionarles y el estado de ánimo puede cambiar de un momento a otro.

Tu joven adolescente comienza el camino de convertirse en una persona adulta e independiente y por eso, siempre tendrá algo que decirte sobre su espacio, su cuerpo y cualquier cosa que tenga que ver con su privacidad.

A esta edad, la mayoría de los adolescentes sienten que el mundo gira alrededor de ellos siguen siendo bastante egocéntricos. Podrían pensar que todos se fijan en ellos o pueden asumir que el comportamiento de todos los demás se debe a ellos (por ejemplo, pensar que su amiga no le responde porque está enfadada con ella en lugar de pensar que está ocupada).

La mayoría de los niños a los 13 años experimentan muchas fluctuaciones de autoestima. Pueden sentirse bien con ellos mismos un día y al día siguiente llorar desconsoladamente por su baja autoestima. Necesitan mucha guía y orientación de los adultos aunque al mismo tiempo quieren mostrar que son capaces de hacer las cosas por su cuenta.

Si bien los cambios de humor suelen ser normales, es importante estar atento a los problemas de salud mental. La depresión, la ansiedad y otros  problemas pueden surgir durante estas.

Estos dos fases de desarrollo son muy importante tenerlas en cuenta porque van unidas, cuando un adolescente está bien emocionalmente se sentirá mejor físicamente. Pero cuando está mal emocionalmente es más que probable que a nivel físico pueda tener síntomas, como apatía, dolor de barriga, problemas estomacales constantes... es importante que un adolescente esté equilibrado emocionalmente para poder avanzar correctamente en esta etapa tan importante.

Te puede interesar