Menú
Crianza exitosa siendo padres de gemelos
Crianza exitosa siendo padres de gemelos

GEMELOS

Crianza exitosa siendo padres de gemelos

Si eres padre o madre con gemelos toma buena nota de esta serie de consejos para disfrutar de un crianza exitosa.

¿Quién dijo que sería fácil? Porque no lo es, pero es posible. Los padres saben que la crianza de los hijos es un trabajo duro, con mucha recompensa, pero muy duro. Si además eres padre o madre de gemelos, trillizos o más, la cosa aún se complica... Pero las recompensas también son mayores.

Regresar a casa del hospital con los gemelos en brazos puede ser complicado porque es doble trabajo para todo... el doble de lo que requiere un soplo. bebé. Los padres de gemelos a menudo se encuentran que las recompensas también son mayores. Si eres padre o vas a ser padres de gemelos, estos consejos te vendrán muy bien para conseguir que la crianza sea exitosa.

El valor de las rutinas

Los gemelos son el doble de trabajo y es muy complicado hacer dos cosas al mismo tiempo. Cambiar dos pañales, dar de comer a dos bebés, cambiar a dos bebés de ropa, poner a dos bebés en el coche...

Lo ideal es tener rutinas. Ten un horario similar cada día para la alimentación, el baño, el cambio de ropa... Intenta que lo hagan todo al mismo tiempo para evitar el doble cansancio innecesario.

Baja las expectativas

Tener mellizos o gemelos puede quemar tu energía. Si tienes expectativas más realistas sobre lo limpia que tendrás tu casa será todo mucho más fácil para ti. Sé realista con todo lo que ocurre en tu hogar: el tiempo que tardarás en llegar a un sitio, cuándo acabarás de hacer las cosas en casa, etc.

Tendrás que ser más realista con respecto a lo que esperas y con menos frecuencia te sentirás decepcionado.

Tener mellizos o gemelos puede quemar tu energíaTener mellizos o gemelos puede quemar tu energía

¡Las cosas simples!

Una madre o un padre de mellizos o gemelos sabrá que cocinar mientras los niños duermen será la mejor opción de control del tiempo. Hacer las tareas más simples cuando los niños están en casa es buena idea. Delega algunas cosas a tu pareja, pero lo que importa es encontrar el equilibrio a lo que tengas que hacer cada día.

No intentes complicar demasiado las cosas porque entonces solo te quemarás la energía, ¡y necesitas tener doble energía para poder satisfacer las necesidades de tus bebés!

Busca tiempo para ti

Puede parecer muy difícil pero es esencial para ti y tu salud física y mental. Equilibra las tareas con tu pareja para que ambos podáis tener tiempo que dedicaros, aunque solo sean unos minutos cada día mientras los niños son bebés. Ambos necesitáis tiempo para recargar las pilas tanto a nivel físico como emocional.

Intenta hacerlo por lo menos una vez a la semana o cada día un poco. Tenéis que reconocer cada uno lo que necesitáis y coordinar los horarios para que ambos tengáis tiempo personal y libre.

Acepta que cometerás errores, pero lo importante es que aprenderás de ellosAcepta que cometerás errores, pero lo importante es que aprenderás de ellos

Ten tiempo individualizado para cada uno de los gemelos

Con demasiada frecuencia, los padres de gemelos tienden a pensar en ellos como "los gemelos" más que como individuos únicos. Pasar algo de tiempo con cada uno de los gemelos uno a uno puede ayudarte a verlos más como niños individuales y no solo como parte de el pack de "los gemelos". 

Busca y descubre sus peculiaridades y características individuales. ¡Te sorprenderá lo diferentes que son aunque parezcan iguales!

Conecta con tu pareja

Cualquier nuevo padre puede tener dificultades para encontrar tiempo conectar con la pareja a nivel íntimo y emocional. Es aún más desafiante para los padres de gemelos. Pero tienes que asegurarte de buscar el tiempo para una caminata regular en pareja (bebés en el cochecito), una noche de descanso o una noche de descanso (con una película y cenar en pareja cuando los niños duermen), u otras diversiones para mantenerlo en comunicación y juntos.

Acepta que cometerás errores

Acepta que cometerás errores, pero lo importante es que aprenderás de ellos. Ningún padre es perfecto, habrá ocasiones en que te equivoques. Los padres a menudo pueden distraerse y olvidar algo importante... pero no te castigues por los pequeños errores, acepta que eres humano y aprende de lo que te ha ocurrido.

Ser padre o madre de gemelos es duro, pero te sentirás doblemente satisfecho. ¡Podrás mantener tu cordura y disfrutar de tus gemelos!

Te puede interesar