Menú
Cómo conseguir que tu hijo pequeño sienta seguridad emocional
Cómo conseguir que tu hijo pequeño sienta seguridad emocional

SEGURIDAD EMOCIONAL

Cómo conseguir que tu hijo pequeño sienta seguridad emocional

Los niños necesitan apego emocional y esto es normal. Cuando es una obsesión, entonces necesitan seguridad emocional.

Los niños pequeños pueden sentirse inseguros en muchas ocasiones, es necesario que los padres sepan cómo hacer que los niño se sientan seguros y emocionalmente equilibrados. De esta manera podrás enseñar a tus hijos pequeños a crecer siendo más independientes. Ahora, quizá tengas a un hijo pequeño que solo quiera estar a tu lado, cuando quizá con su edad (de 3 a 5 años) ya debería comenzar a aprender a estar más tiempo sin que tu presencia sea un condicionante para tu felicidad.

Respetar las fases de apego

Los niños suelen pasar por diferentes fases de apego, pero hay que tener en cuenta que realmente puede haber niños que sean más apegados que otros y esto es totalmente normal, ya que esto va según su personalidad. La timidez puede ser una señal de relación saludable contigo, simplemente tu hijo se siente seguro y cómodo a tu lado.

En este sentido, deberás evitar ignorar, desalentar o castigar el comportamiento de apego, puesto que esto puede tener efectos negativos y duraderos en la relación que tengas con tu hijo. Eso no significa que tengas que satisfacer todas sus demandas, aunque si tu hijo es tímido relaja tu miedo a su apego porque no es malo y es necesario para él.

Si ese apego se vuelve obsesivo, puedes estar seguro/a que es tan solo una fase (sobre todo si surgió sin motivo aparente). Solo tendrás que crear algunos hábitos en la rutina y así minimizarás el deseo de que tu hijo quiera estar siempre a tu lado.

Los niños suelen pasar por diferentes fases de apegoLos niños suelen pasar por diferentes fases de apego

Sé predecible

A los niños les van muy bien las rutinas, pero es posible que un niño pequeño no se dé cuenta de que tienes una agenda establecida para estructurar todos los días porque ellos, a diferencia de la gran mayoría de los adultos, viven y disfrutan del presente. Tendrás que proporcionar recordatorios consistentes sobre lo que pasará después y así tu hijo se sentirá seguro sabiendo que ocurrirá a lo largo del día.

Si crees que tu hijo lo podrá entender mejor, puedes optar por crear un calendario visual con imágenes que muestre actividades planificadas para el día. Así, con una buena estructura mental tu pequeño se sentirá más seguro en cada momento y probablemente, si sabe con antelación que habrá algún momento en que no esté a tu lado, no sentirá tanta ansiedad, sobre todo cuando sepa que después sí que volverá a estar a tu lado.

Si hay algo que vaya a cambiar, entonces tendrás que advertir a tu hijo que algo no será igual que el resto de los días, hazlo con tiempo para que pueda asimilarlo. Si dejas a tu hijo en la guardería o en la escuela tendrás que avisarle antes de llegar para que sepa que irá a la escuela, después dale otra advertencia a los dos minutos... así cuando llegue el momento de decir adiós se sentirá menos inseguro y más si le dices algo como: 'justo después de que hayas comido vendré a por ti'. ¡Y luego tienes que estar muy puntual!

A los niños les van muy bien las rutinasA los niños les van muy bien las rutinas

Decir adiós sin generar ansiedad

Para decir adiós a un niño sin que tenga ansiedad, deberás hacerlo de forma correcta porque hacerlo incorrectamente solo hará que tus hijos sientan más ansiedad y necesidad de apego continuo contigo. Puedes minimizar la ansiedad de tu hijo sin tener que alargar demasiado la despedida, para hacerlo bien sigue los siguientes consejos:

-Dile a tu hijo cuando volverás

-Usa una frase siempre para decirle adiós sin utilizar la palabra 'adiós', por ejemplo: 'Nos vemos esta tarde cariño'.

-No te demores en la despedida ni regreses si escuchas a tu hijo llorar, si no aprenderá a que si llora o tiene rabieta siempre volverás y entonces su ansiedad puede ir aumentando.

-Tampoco te escabullas ni te vayas cuando no te vea, eso rompería la confianza que siente hacia ti.

Fortalecer su independencia

La independencia es un objetivo principal en la educación de los niños, aunque estos sean apegados a ti. Dale a tu hijo tareas apropiadas para su edad y que sea capaz de hacerlas, como recoger los juguetes o recoger la mesa. Dale elogios cada vez que haga cosas de forma independiente, como jugar solo o ir al baño sin ayuda... de esta manera se dará cuenta de que no siempre te necesita para todo, él también puede conseguir las cosas por su cuenta si se propone hacerlo.

Te puede interesar