Menú
Cómo superar la ansiedad postparto
Cómo superar la ansiedad postparto

ANSIEDAD POSTPARTO

Cómo superar la ansiedad postparto

La ansiedad postparto es bastante común y las mujeres deben reconocer los síntomas para superarlo.

La ansiedad postparto es bastante común en mujeres que han dado a luz, pero muchas de ellas no son capaces de reconocer lo que les ocurre y lo que es peor, en lugar de buscar ayuda, lo que hacen es sentirse culpables por sentirse así. En realidad, la ansiedad postparto es bastante común y las mujeres deben reconocer los síntomas para poder identificar lo que les ocurre y así, buscar la ayuda que necesitan para poder equilibrar su vida y sus emociones.

Los síntomas suelen ser: agitación, nerviosismo, preocupación, problemas en la alimentación, pensamientos negativos e intrusivos, sentirse incapaz, falta de sueño, etc. Pero también, además de los síntomas también es necesario reconocer los factores desencadenantes.

Es necesario para reconocer esta condición saber que también existen factores desencadenantes que pueden hacer que la ansiedad aparezcaEs necesario para reconocer esta condición saber que también existen factores desencadenantes que pueden hacer que la ansiedad aparezca

Factores desencadenantes de la ansiedad postparto

Es necesario para reconocer esta condición saber que también existen factores desencadenantes que pueden hacer que la ansiedad aparezca. Para empezar, hay un gran cambio hormonal: los niveles de estrógeno y progesterona aumentan de 10 a 100 veces durante el embarazo, luego caen prácticamente a cero dentro de las 24 horas después del parto. En los días que siguen, la mujer tiene que lidiar con la privación de sueño, cambios en su relación de pareja, nuevos horarios y responsabilidades, incluida la atención las 24 horas del recién nacido. 

A todo esto hay que añadir la expectativa de esta sociedad que inculca que la mujer debe sentirse feliz y que sepa hacer todo de forma instintiva, algo que hará que la mujer con ansiedad, se sienta aún más culpable.

Cualquier madre puede desarrollar ansiedad postparto, sobre todo aquellas que sin vulnerables a causa de tener antecedentes personales o familiares de ansiedad o depresión, síntomas de síndrome premenstrual, trastornos de la alimentación o trastorno obsesivo compulsivo (TOC). Las mujeres que han tenido un aborto o un bebé muerto son más susceptibles a la ansiedad y depresión posparto aunque hayan tenido un parto saludable. Las madres con ansiedad postparto a menudo se describen a sí mismas como sensibles o que se preocupan fácilmente por todo.

Opciones de tratamiento para la ansiedad postparto

A diferencia del baby blues, que dura aproximadamente dos semanas, la ansiedad postparto no siempre desaparece por sí sola. Es crucial buscar ayuda si la ansiedad interrumpe el sueño o si estás constantemente preocupada por cualquier cosa.

En los casos no tratados de moderados a graves, la ansiedad postparto puede durar indefinidamente. Los trastornos del estado de ánimo no siempre desaparecen por sí solos. De hecho, en algunos casos, si no se tratan, pueden provocar que las mujeres tengan una enfermedad mental durante toda su vida. Afortunadamente, existen varios tratamientos de ansiedad postparto. Lo primero que debe intentarse es una combinación de apoyo y terapia. A veces, simplemente tener a alguien con quien hablar o que te dé un descanso de los quehaceres del bebé puede ser de una gran ayuda.

Cuando sientas muchas preocupación acude a tu médico y pide que te indique un terapeuta de confianza que tenga experiencia en casos similaresCuando sientas muchas preocupación acude a tu médico y pide que te indique un terapeuta de confianza que tenga experiencia en casos similares

Cuando sientas muchas preocupación acude a tu médico y pide que te indique un terapeuta de confianza que tenga experiencia en casos similares. Acudir a una terapia cognitivo conductual. Esta terapia te da las habilidades de cambiar los patrones de pensamiento y comportamiento que conducen a la ansiedad. Por ejemplo, si tiendes a pensar que el bebé tiene una enfermedad grave al primer síntoma de inhalación, esta terapia puede ayudarte a desarrollar una perspectiva más realista, como que quizá solo sea un resfriado. No consiste en un pensamiento positivo, si no en uno racional.

En terapia también te pueden ayudar a aprender técnicas de relajación como la meditación, relajación muscular progresiva y la atención plena. El ejercicio también puede aliviar la ansiedad y a ayudarte a sentirte más fuerte. Si tu médico lo considera adecuado, puede que te envíe medicamentos de forma temporal para tratar los síntomas de la ansiedad.

Te puede interesar