Menú
Actividades lúdicas en verano para bebés, niños y adolescentes
Actividades lúdicas en verano para bebés, niños y adolescentes

ACTIVIDADES DE VERANO

Actividades lúdicas en verano para bebés, niños y adolescentes

Dependiendo de la edad de nuestros hijos, podemos encontrar actividades adaptadas a cada uno, desde pequeños hasta adolescentes.

Hay mcuhas actividades disponisbles según la edad de nuestros hijosHay mcuhas actividades disponisbles según la edad de nuestros hijos

Cuando los niños van al colegio los padres se quedan tranquilos, porque saben que van a un lugar donde no solo van a enseñarles cosas si no a aprender a convivir con otras personas. Además esto también les permite a ellos tener unas horas libres al día sin depender de guarderías o cuidadores.

Por eso, cuando llega el verano muchos padres se agobian porque eso significa niños con tiempo libre. Además muchos de ellos madrugan por las mañanas porque tienen la rutina de clase. En definitiva; más ruido, menos paz hogareña, más broncas entre padres y hermanos... Nos preguntamos entonces, ¿cómo podemos conseguir que nuestros hijos sean más constructivos en verano?

A la hora de ocupar el tiempo libre de los niños tenemos que tener en cuenta la etapa del desarrollo en la que se encuentran. No es lo mismo el abanico de actividades que puede hacer un niño de 12 años que el que tiene 6. Tenemos que saber que tipo de actividad aprovecharán más y mejor. Empecemos con algunos consejos generales:

1. Tenéis que adaptar las actividades a las edades que tengan los niños.

2. En la infancia se aprende más jugando que trabajando. Es importante que inviertan el tiempo libre en algo que les motive y a la vez les permita desarrollar otras áreas. Que contribuyan a su crecimiento y desarrollo físico, psíquico y social.

3. Que se integren en actividades en las que además desarrollen distintos valores, ya que la infancia es dónde más hábitos adquirimos (tanto buenos como malos). No solo se debe buscar el que pasen el rato, también se busca que crezcan y maduren a la vez que juegan.

Actividades para bebés

Desde el nacimiento hasta aproximadamente los 2 primeros años de edad la mayoría de psicólogos y pedagogos recomiendan actividades que permitan la estimulación precoz. Es vital para el buen desarrollo de la inteligencia.

- Se recomienda pasar un tiempo diario a jugar con los bebés y enseñarles a sacar partido a su cuerpo. Podéis enseñarles a gatear, dar volteretas, practicar la cogida y manejo de objetos, enseñarles a esconderse. Más tarde ellos practicarán solos lo aprendido durante el día.

- Estimular actividades que mejoren la adquisición del lenguaje: balbucear, señalar y nombrar cosas, oír cuentos...

Los más pequeños pueden aprender a socializar en un grupo de teatroLos más pequeños pueden aprender a socializar en un grupo de teatro

Actividades para niños (3 a 7 años)

A partir de los 3 años hasta los 7 aproximadamente es necesario que aprendan a jugar a juegos donde puedan mejorar sus habilidades motoras, que faciliten su desarrollo corporal.

- Iniciarles en algún deporte como el fútbol, la natación, baloncesto... En verano hay muchos cursillos de iniciación en las piscinas. Es un deporte muy completo y útil.

- Para mejorar el plano psicológico son recomendables los juegos que requieren cierto esfuerzo mental. Pintar, inventar cuentos con ayuda de los padres, cantar, tocar un instrumento... Todo esto contribuye a estimular distintos tipos de inteligencias de una forma divertida. Incluso mediante las piezas Lego estaremos mejorando la memoria espacial.

- En esta etapa también conviene disminuir un poco el propio ego que es típico de estas edades. Relacionarse con otros niños, competir entre ellos (que aprendan a que no siempre se gana), juegos de grupos, participar en representaciones teatrales, etc.

Actividades dirigidas a la tercera infancia (7-12 años)

A partir de los 7 años y hasta los 12. Las recomendaciones son parecidas a las de la etapa anterior.

- En el plano físico es recomendable animarles a participar en algún deporte sistemático y reglamentado, que les creen una rutina. Que tengan que hacer varios días a la semana, que les permita participar en competiciones, superarse a sí mismos. Pero eso si, sin presionarles por triunfar a toda costa.

- En el plano mental lo ideal sería fomentarles el gusto por la lectura. Tienen que verlo como una alternativa agradable que les motive y despierte su curiosidad, nunca como un castigo. La mejor manera de hacerlo es dando ejemplo. Si os ven a vosotros leer y disfrutar de un buen libro les entrará curiosidad de porque dedicáis tanto tiempo libre a algo que requiere esfuerzo. Hay padres que compran libros a los hijos sin tener apenas en cuenta los gustos del pequeño, o padres que quieren que sus hijos lean mientras ellos ven un partido de fútbol en la televisión. Este tipo de acciones solo contribuyen a asociar la lectura con una obligación, por lo se ve como un castigo.

- Actividades que fomenten la cooperación entre iguales: obras teatrales, participar en una orquesta, corales, deportes de equipo, grupos de manualidades...

- Actividades para mejorar la sociabilidad. Aquí me refiero a todo tipo de juegos que permitan comunicarse con otros. Aunque sean juegos de ordenador o de consolas. Siempre que implique el diálogo y respetar a los demás. Siempre será mejor que dos amigos jueguen juntos a la consola a que cada uno lo haga a solas en su casa.

- Campamentos: si a tu hijo le parece bien y tiene ganas de probarlo, el campamento es una alternativa fantástica. Un par de semanas fuera de casa es una forma divertida de socializar. Además los padres tendréis más tiempo para vosotros y para poder descansar un poco de los agobios diarios.

A los adolescentes les gusta pasar el verano con sus amigosA los adolescentes les gusta pasar el verano con sus amigos

Actividades dirigidas a adolescentes

Cuando los niños ya no son niños... buscan otro tipo de ocio. Lo que antes les divertía puede que ahora los aburra. Los intereses son otros y las preferencias cambian según el grado de madurez y el género. Aun así hay algunas alternativas que pueden ser comunes a todos.

- Ocio alternativo: cada vez en más ciudades de España se organizan los fines de semana actividades de ocio alternativo. Están dirigidas para todas las edades pero especialmente para adolescentes y jóvenes. El objetivo es implicar a los jóvenes en actividades alternativas al típico ocio nocturno. Se crearon como una medida para prevenir el consumo de drogas y en general han tenido muy buena acogida. Estamos hablando de actividades saludables, dinámicas, creativas y gratuitas.

Hay de todo tipo de actividades lúdicas para los jóvenes: talleres de manualidades, de cocina de distintas partes del mundo, clases de baile, competiciones deportivas... No solo conocerán a gente nueva si no que es una manera enriquecedora de aprovechar las tardes del fin de semana. Se lo pasarán bien, se relacionarán con iguales y aprenderán cosas nuevas.

Otras ideas divertidas para hacer en verano

Por último os dejo con una selección de actividades divertidas que se pueden aplicar a casi todas las edades:

-Hacer excursiones, rutas, pasar el día en la playa...

-Dar un paseo con la bicicleta o con los patines.

-Picnic al aire libre con actividades para después de comer, del tipo jugar a la pelota, saltar a la comba, un partido...

-Fiesta de disfraces.

-Invitar a los amigos a ver una película en casa un día lluvioso.

-Ir al cine o al centro comercial a pasar la tarde.

-Tarde de manualidades: máscaras, hacer nuestra propia cometa, etc.

-Grabar una película casera.

-Ir al zoo, acuario, un museo, etc.

-Guerra de globos y pistolas de agua.

-Si disponéis de jardín propio podéis aprovechar para animar a los pequeños a cuidar vuestro propio huerto. También podéis acampar una noche en el jardín, como si fuese una acampada.

-Noche de pizzas y películas.

-Ir a volar una cometa.

Esto son solo ideas que podéis ir haciendo. Cada familia es un mundo y hay infinidad de actividades que podéis hacer si disponéis de tiempo libre.

Te puede interesar