Menú
Postres de Halloween para hacer con tus hijos
Postres de Halloween para hacer con tus hijos

UN PLAN DIVERTIDO

Postres de Halloween para hacer con tus hijos

Disfruta de una tarde divertida junto a tus hijos preparando estas sencillas recetas como son galletas de araña, huesos, sangre bebible o plátanos fantasmales.

Pasa tiempo con tus hijos cocinando postres para HalloweenPasa tiempo con tus hijos cocinando postres para Halloween

Cada año que pasa la festividad de Halloween se hace más y más popular entre los niños. Los orígenes de Halloween se remontan a la tradición celta con el nombre de "Samhain" y actualmente los niños lo celebran disfrazándose de seres monstruosos y pidiendo dulces y caramelos de casa en casa.

A continuación en Bekia Padres, vamos a daros sencillas recetas de postres para poder hacerlas en la cocina con la ayuda de los más pequeños de la casa. No os perdáis el paso a paso de las siguientes recetas y pasad una tarde terroríficamente divertida en compañía de los niños.

Galletas de araña, deliciosamente aterradoras

El primero de los postres que van a realizar los niños es de las recetas más sencillas que podemos encontrar ya que no hace falta cocinar ni usar cubiertos punzantes para realizar este paso a paso. Despeja la encimera de la cocina y coloca los ingredientes necesarios: galletas tipo oreo, crema de queso, colorante rojo o naranja, regaliz y lacasitos.

Los más pequeños pueden realizar solitos estas sencillas recetas
Primero, deja que los niños abran las galletas y quiten la crema blanca, mejor con una cucharilla que con la lengua. Después mezcla en un bol aparte un poco de queso de untar con unas gotas de colorante (el colorante se puede encontrar en la zona de repostería de cualquier supermercado). Una vez que estén bien limpias, untar las galletas con la crema y volver a cerrarlas. Para las patas de las arañas usaremos pequeños trozos de regaliz a los lados de las galletas. Por último, solo nos quedan los pequeños ojos de lacasitos que pegaremos con un poco de queso a la parte superior de la galleta. Los niños ya pueden disfrutar de unas deliciosas arañas de halloween.

Fanta-fresas de chocolate

Para conseguir unos fantasmas muy deliciosos y con muchas vitaminas no dejes de leer nuestra siguiente receta y sigue paso a paso el postre para que los niños griten de alegría. Reúne en la cocina 1 kilo de fresas y chocolate para fundir negro y blanco. Lava las fresas pero deja los rabos. A continuación funde el chocolate al baño maría.

Galletas de HalloweenGalletas de Halloween

Sólo te queda untar las fresas con el chocolate que quieras, dejarlas sobre una bandeja con papel encerado y estirar el chocolate para darles un cola de fantasmas. Dejar enfriar la bandeja en la nevera y para rematar a nuestro pequeño amiguito, poner dos ojos con el chocolate sobrante.

Tierra de los muertos de chocolate

Los siguientes postres también pueden hacerlos los niños sin peligro de que les ocurra nada en la cocina. Para las siguientes recetas necesitaremos natillas de chocolate, galletas oreo y gominolas con forma de gusanos. El paso a paso de esta receta es muy sencillo: en pequeños recipientes (mejor si son transparentes) vertemos las natillas hasta la mitad. A continuación, machacamos galletas oreo y espolvoreamos sobre las natillas. Y por último solo queda incorporar los gusanos a la tierra y ya tenemos uno de los postres más deliciosos de "tierra" que podemos encontrar en la noche de Halloween.

Huesos dulces

Los niños no tendrán ningún miedo a acabar con estos huesos tan deliciosos. El paso a paso de estos postres de huesos es un poco más complejo, por lo que recomendamos que los niños solo observen en la cocina y disfruten devorándolos. Los ingredientes que necesitaremos para llevar a cabo estas recetas son: 6 claras de huevo, 300gr. de azúcar glas, sal, el zumo de medio limón, mermelada de fresas y galletas. Comenzamos precalentado el horno a 100º y forrando la bandeja que vayamos a usar con papel de horno.

Los niños no tendrán ningún miedo a acabar con estos huesos tan deliciosos
A continuación, montamos las claras de huevo con el azúcar, añadimos la sal y el zumo de limón. Batimos la mezcla durante 10-15 minutos, hasta que podamos volcar el bol sin que se caiga ni una gota. Cogemos una manga pastelera y hacemos formas de hueso sobre las bandejas de horno (intenta que no se rompan por la mitad). Después introduce la bandeja en el horno durante una hora más o menos (o hasta que los "huesos" estén secos y mates). Para servir los huesos machacamos las galletas y cubrimos las bandejas o platos, ponemos un poco de mermelada para que parezca sangre y encima nuestros huesos de merengue.

Sangre bebible

La sangre no puede faltar en la noche de Halloween y en esta ocasión a nuestros niños no les dará ningún asco beber este dulce liquido rojo. Hay numerosas recetas para hacer sangre bebible, pero la que hemos escogido es la más fácil de realizar e ideal para niños.

Sangre bebibleSangre bebible
Necesitaremos juntar en la cocina: 250ml de licor de granadina sin alcohol, 250ml de zumo de arándanos, 250ml de licor de frutas sin alcohol, 250ml de agua con gas y 2 hojas de gelatina. Todos los ingredientes se pueden encontrar con facilidad en cualquier supermercado o grande superficie. Para empezar debemos hidratar las hojas de gelatina con agua fría. Mientras que las hojas se hidratan, mezclar los diferentes líquidos y calentarles en una olla a fuego lento (siempre bajo vigilancia adulta). Después juntar la gelatina con el zumo caliente y verter en pequeños vasos. Ya solo queda dejar enfriar en la nevera y disfrutar de uno de los postres más viscosos de Halloween.

Plátanos fantasmales

La fruta no puede faltar en la dieta de los niños y qué mejor forma que incluirla en el menú de Halloween. Este tipo de postres son fáciles y rápidos de hacer e incluso se pueden realizar en cualquier momento del año para que nuestros hijos tomen fruta de forma divertida. El paso a paso de esta receta es: cortar los plátanos por la mitad y con pepitas de chocolate o chocolate fundido dibujar los ojos y la boca. ¡Y ya tenemos unos fantasmas muy apetecibles!

Galletas de calabazas sonrientes

Unos de los postres más deseados por todos los niños son las galletas. En este paso a paso vamos a enseñarte a realizar las recetas de unas galletas de calabazas muy sonrientes. En esta ocasión, la receta es más complicada que las anteriores que hemos realizado pero igualmente tus niños pueden colaborar y pasar una tarde divertida mientras cocinan.

Necesitarás 230gr de mantequilla, 550gr de azúcar glas, 1 huevo y una clara, 2 cucharadas de vainilla, 640gr de harina, 2 cucharadas pequeñas de levadura, 1 limón, sal, colorante alimentario de color naranja, marrón y verde. Lo primero que haremos para llevar a cabo nuestra deliciosa receta es precalentar el horno a 200º y forrar las bandejas con papel de horno. A continuación, mezclar la mantequilla con el azúcar durante 15 minutos o hasta que la masa esté esponjosa. Batir el huevo e incorporarlo a la anterior mezcla, incluir la vainilla y volver a mezclar hasta que este todo homogéneo.

Galletas con forma de fantasma preparadas masaGalletas con forma de fantasma preparadas masa

En otro bol aparte, tamizar la harina con la levadura y la sal y agregar a la mezcla anterior poco a poco. Seguir amasando hasta que la masa quede compacta. Espolvorear la encimera de la cocina con harina y extender la masa encima. Estirar la masa con un rodillo y dar forma a las galletas con un molde o un cuchillo. Una vez que tengamos las galletas cortadas, se colocan en la bandeja del horno y se calientan durante 10 minutos, hasta que los bordes estén dorados.

Estas recetas pueden utilizarse también en los cumpleaños
Para el glaseado necesitaremos mezclar la clara de huevo, el colorante y el limón hasta que la pasta sea espumosa. Añadir azúcar glas y batir hasta que tenga cierta consistencia. Repartir la mezcla y mezclarla con los distintos colorantes. Ya solo nos queda decorar las galletas con el glaseado dándoles la forma que queramos, deberemos esperar a que se enfríe para que los diferentes colores no se mezclen.

Esperemos que estas recetas de postres escalofriantes sean del agrado de los niños y que paséis una tarde de Halloween divertida y entretenida. Recuerda que estos 'paso a paso' pueden realizarse durante todo el año y son perfectas también para cualquier fiesta de cumpleaños, no solo de los más pequeños de la casa. Reúne a toda la familia en la cocina y disfrutad del placer de cocinar todos juntos.

Te puede interesar