Menú
La poliomielitis en niños
La poliomielitis en niños

ENFERMEDADES

La poliomielitis en niños

La poliomielitis o polio es una enfermedad vírica que está casi erradicada, pero que en algunos países del mundo aún podemos encontrar casos.

La polio o poliomielitis es una enfermedad infecciosa que afecta al sistema nervioso. Normalmente, la contraen los menores de entre 4 a 15 años.

La poliomielitis es una enfermedad muy antigua, que afectó a gran parte de la población mundial. La creación de su vacuna en 1955 hizo que la enfermedad quedase prácticamente erradicada. Pero eso no elimina las posibilidades de contraerla, sobre todo en los niños, los más pequeños de la casa.

Qué es la poliomielitis

La poliomielitis o polio es una enfermedad viral que afecta a la médula espinal causando debilidad muscular y parálisis. La enfermedad está producida por el virus polivirus.

Este virus se transmite a través de la boca a través del contacto con las heces de una persona infectada. La enfermedad es más común en niños y bebés en bajas condiciones de higiene. Aunque la polio puede no presentar ningún síntoma en algunos casos, y provocar parálisis del sistema nervioso o debilidad o atrofia muscular en otros.

El único método posible que existe de control de la enfermedad es la vacunación. Por eso, muchas son las personas que tienen que vacunarse para acudir a países como Afganistán, Nigeria o Pakistán, donde todavía el virus persiste.

La poliomielitis se puede prevenir con una vacuna, es importante que los niños la tenganLa poliomielitis se puede prevenir con una vacuna, es importante que los niños la tengan

Causas de la poliomielitis

Como se ha comentado antes la enfermedad se transmite a través del polivirus. Este virus se transmite y se propaga a través del sistema digestivo. Es decir, este virus sobrevive en lugares húmedos, como la saliva, los mocos o las heces. También es posible que sobreviva en pañuelos, las manos y otras superficies si han entrado en contacto con estos.

Si una persona sana entra en contacto con el virus que produce la poliomielitis, este entrará por la boca y se transmitirá en la sangre a través de las amígdalas, por ejemplo.

Una vez entre en contacto con la sangre, el virus pasa por todo el cuerpo a través de las venas, llegando al sistema nervioso. Esto es lo que hace que pueda provocar una infección más grave. Si llega al cerebro o las meninges podría provocar daños en el sistema nervioso central. El virus desaparecerá del cuerpo del niño a los pocos días (entre 2 y 5 días). El problema viene cuando esta enfermedad produce daños cerebrales, los cuales suelen ser irreversibles. Durante el tiempo que el niño esté enfermo, este será una fuente de contagio para todo el mundo y deberá estar aislado.

Síntomas de la polio

El 95% de los niños afectados por la enfermedad de la poliomielitis no presentan síntomas. Sin embargo, aunque no se presenten síntomas la enfermedad se puede contagiar, por lo que hay que tener especial cuidado.

Al ser una enfermedad con tan variada sintomatología, esta puede manifestarse de cuatro maneras diferentes:

- Polio abortada: una vez entrado en contacto con el virus, el niño puede sentir diversos síntomas durante el periodo de tiempo en el que el niño está enfermo.

Entre los síntomas están el malestar general, con cansancio, fiebre y dolor de garganta. Muy parecido a los síntomas de una gripe o una meningitis. En algunos casis también puede producir vómitos y diarrea, como una gastroenteritis.

- Polio asintomática: en este caso el niño enfermo de polio no padece síntomas que den indicios de padecer la enfermedad. Esto es lo que ocurriría en el 95% de los infectados por poliovirus. Esta también es la situación más peligrosa ya se puede contagiar la enfermedad a otras personas que si presenten síntomas.

- Polio no paralítica: este sería el caso en el que el polivirus llega hasta el sistema nervioso central. El niño se vería afectado por fiebre altas, un dolor de cabeza intenso y rigidez en el cuello. Entre otros síntomas se podrían encontrar la taquicardia, sudor frió, diarreas y vómitos.

La polio sigue presente en algunos países de AÁfrica y AsiaLa polio sigue presente en algunos países de AÁfrica y Asia

- Polio paralítica: el sistema nervioso central del niño afectado por esta enfermedad se vería gravemente afectado. Las primeras neuronas afectadas serian aquellas responsables del movimiento de las piernas. Esto provocaría daños en los músculos de las piernas, provocando que deje de responder a los estímulos.

La polio paralitica solo afecta a un niño de cada 200 niños infectados por el virus de la poliomielitis.

¿Existe tratamiento para la poliomielitis?

.

No existe ningún tratamiento específico contra la poliomielitis. Lo único que podemos encontrar para combatirla es su prevención mediante la vacuna que se debe de administrar durante la infancia.

Esta vacuna sirve para activar el sistema inmune del niño que todavía no se encuentra de todo desarrollado. Esto ayudará a que nuestro propio cuerpo elimine el virus al entrar en el cuerpo del niño.

Pronóstico

Al ser una enfermedad con unos síntomas muy poco específicos resulta difícil predecir si el niño padece poliomielitis u otra enfermedad. Una de las claves para los médicos es saber si el niño ha sido vacunado o no. Y es que, si este ha sido vacunado las posibilidades de contraer la poliomielitis son nulas.

La polio puede dejar daños cerebrales permanentes

¿Cuántos casos hay en el mundo de poliomielitis?

.

Aunque la polio se trata de una enfermedad casi erradicada en todo el mundo, todavía la podemos encontrar en zonas de Asia y África, como Pakistán, Afganistán o Nigeria.

Dentro de estas zonas los casos de contagio que suelen darse son muy pequeños y solo entre aquellos que viven en la zona o que extranjeros que viajan sin la vacuna pertinente.

Te puede interesar