Menú
¿Tienes un hijo demasiado perfeccionista?
¿Tienes un hijo demasiado perfeccionista?

CRIANZA

¿Tienes un hijo demasiado perfeccionista?

Descubre si tu hijo/a es demasiado perfeccionista ante las cosas de la vida y por qué puede ocurrirle esto.

Quizá alguna vez hayas escuchado a un padre o a una madre decir algo como: "Mi hijo se quedó despierto toda la noche preparando el trabajo de ciencias ¡Es un poco perfeccionista!" Pero cualquier padre que piense que el perfeccionismo es un símbolo de estatus o una virtud que se debe potenciar, probablemente no entienda que el perfeccionismo es un problema serio.

Si estás criando a un/a hijo/a perfeccionista, es probable que hayas visto de primera mano lo difícil que puede ser. Los papeles destrozados, las largas noches y los episodios de llanto son solo algunos de los comportamientos que puedes presenciar en un perfeccionista en ciernes.

Si tu hijo/a entra en cólera cada vez que comete un error o trata horas intentando hacer una fotografía perfecta, entonces... el perfeccionismo le está afectando más de la cuenta. Cuando esto no se controla, puede tener graves consecuencias de por vida.

Qué es el perfeccionismo

Es bueno que los niños tengan altas expectativas hacia sí mismos, pero en realidad, te sigo esperando que siempre todo sea perfecto nunca estarán satisfechos con su desempeño ni con la vida que lleven.

Las personas que son proteccionistas establecen metas poco realista para sí mismos. Entonces, se ponen una gran presión poner su metas. Tienen un pensamiento de todo o nada Y si no alcanzan sus metas por altas que sean creen que no han logrado nada y que están dentro de un fracaso absoluto.

Las personas que son proteccionistas establecen metas poco realista para sí mismosLas personas que son proteccionistas establecen metas poco realista para sí mismos

Cuando tienen éxito, disfrutando ésos logros. Aunque en ocasiones, atribuyen el éxito a la buena suerte en lugar de a sus propias habilidades. Esto puede con llevar a que en un futuro crean que no podrían conseguir esos buenos resultados, tener ese nivel de éxito. Estos pensamientos podrían causarle frustración y gran ansiedad en lugar de poder disfrutar del éxito alcanzado.

Tipos de perfeccionismo

Los niños (y las personas adultas), pueden tener diferentes tipos de perfeccionismo. Es posible ser perfeccionista adaptativo lo que significaría que las expectativas son demasiado altas e irreales pero podrían serle útil en la vida. Aunque en realidad, la mayoría de expertos están de acuerdo en decir que el perfeccionismo siempre es perjudicial. Existen tres tipos distintos de perfeccionismo:

  • Perfeccionismo hacia uno mismo. Se tiene expectativas poco realistas sobre uno mismo.
  • Perfeccionismo hacia el otro. Se establecen metas poco realistas hacia otras personas.
  • Perfeccionismo socialmente prescritos. Creen que otras personas, tienen expectativas poco realistas aquellos mismos.

Si es demasiado perfeccionista es probable que sea perjudicial para su vida tanto ahora futuro.

Señales de advertencia

Existen algunas señales de advertencia de perfeccionismo qué puede variar dependiendo de la edad que tiene tu hijo y de su tipo de personalidad. Los síntomas que pueden mostrar tus hijos pueden incluir:

  • Alta sensibilidad a la crítica
  • Dificultad para completar las tareas porque el trabajo nunca es "lo suficientemente bueno"
  • Procrastinar las tareas para evitar las tareas complicadas
  • Personalidad autocrítica, autoconsciente y fácilmente avergonzado
  • Actitud muy crítica con otras personas
  • Problemas para tomar decisiones o priorizar tareas
  • Baja tolerancia a la frustración cuando se comete un error
  • Gran ansiedad ante el fracaso
Los niños pueden tener diferentes tipos de perfeccionismoLos niños pueden tener diferentes tipos de perfeccionismo

¿Por qué ocurre?

Existen diferentes factores de riesgo que pueden contribuir a que un niño pueda desarrollar perfeccionismo. Algunos de estos factores de riesgo son:

  • Factores biológicos. Puede estar vinculado a trastornos como el trastorno obesivo-compulsivo o trastornos alimentarios.
  • Influencias de los padres. Si le dices a tu hijo cosas como: "Eres el más listo del cole" puede creer que los errores son malos y querrá tener éxito a toda costa.
  • Padres que también son perfeccionistas. Los padres que son perfeccionistas tienen más probabilidades de criar a los niños que son perfeccionistas. Esto puede deberse a un comportamiento aprendido si un niño es testigo de la búsqueda de la perfección de un padre o también puede reflejar una disposición genética.
  • Presiones académicas. Creen que necesitan ser perfectos en las notas académicas para tener éxito en la vida.
  • Sensacionalismo de éxito y fracaso. Creen que si no son perfectos en lo que hacen no tendrán éxito en la vida.
  • Deseo de complacer. Algunos niños quieren ganar admiración y afecto al demostrar que pueden ser perfectos en todos los aspectos. Esto puede deberse a un deseo de reducir el estrés de los padres o puede ser la única forma en que una persona joven sepa cómo obtener atención.
  • Baja autoestima. Un niño que se siente mal consigo mismo puede pensar que es tan bueno como sus logros. Sin embargo, los perfeccionistas tienden a centrarse en sus errores y minimizan sus logros, lo que les impide sentirse bien con ellos.
  • Experiencias traumáticas. Pueden hacer lo que los niños sientan que no son amados ni aceptados ni que merecen serlo a no ser que sean "perfectos".
Te puede interesar