Menú
Estoy embarazada, ¿y ahora qué va a pasar?
Estoy embarazada, ¿y ahora qué va a pasar?

TESTIMONIO DE MAMÁ

Estoy embarazada, ¿y ahora qué va a pasar?

Nadie mejor que una futura mamá nos puede comentar cómo se vive el embarazo, por eso ha querido compartir con nosotros su testimonio esperando el gran día.

Durante los 9 meses que dura un embarazo nos pasan muy diversos pensamientos y preguntas por la cabeza. Sobre todo al principio son muchas las dudas y los temores, que se van respondiendo a medida que pasan las semanas. Para ayudar a las mujeres que se han enterado de que están embarazadas,desde Bekia os queremos transmitir el testimonio y experiencia de Noelia, una futura mamá, que nos ayudará a conocer de primera mano cómo funciona eso del embarazo:

Probablemente, hasta el día del parto, el momento más feliz para una mujer que quiere ser madre sea el día en el que ve el ansiado positivo en un test de embarazo. Es un momento lleno de alegría, en el que no importa nada más alrededor, hasta que te paras a pensar en la gran responsabilidad de lo que se acerca, y es entonces cuando empiezan las preocupaciones.

Por lo que he podido comprobar en mi caso, comparándolo con otras amigas que han pasado por lo mismo, a todas nos preocupa lo mismo, en mayor o menor grado. Algunas incluso lo llevan al extremo de subir a urgencias cada vez que sienten algo que no había sentido nunca, pero teniendo alguien cerca con quien poder consultar dudas, ya sea madre, matrona o amiga, y un buen libro sobre el embarazo, podemos hacer mucho más llevadero todo este periodo. Como digo, por lo menos para mí, las preocupaciones empiezan el mismo día en el que confirmas que esperas un bebé. Y la mayor duda es: ahora, ¿qué va a pasar?

Las preocupaciones y las dudas llegan al conocer la gran noticiaLas preocupaciones y las dudas llegan al conocer la gran noticia

¿Qué hacer ante un test positivo?

Lo primero que hay que hacer tras ver el resultado positivo es pedir cita con nuestro médico habitual, el cual comprobará este resultado, nos realizará otro test y si hay alguna duda puede que te hagan un análisis de sangre, pero no suele ser habitual. Una vez confirmado te derivará a la matrona, que es quien llevará tu embarazo. Es muy importante que estés contenta con tu matrona, ya que durante los meses que te queden de embarazo le harás varias visitas, tanto concertadas, como "visitas sorpresa" para preguntar dudas.

Saber que estás embarazada es tan especial que nada más importa alrededor

A partir de ahora tendrás que familiarizarte con el término "semanas de embarazo" ya no hablamos de estoy de 2, 3 meses... y prepárate para que todo el mundo te pregunte ¿por qué hablas en semanas?, pues tan sencillo como que las semanas son todas iguales, todas tienen 7 días, y de esta forma se puede calcular una media para ver la fecha prevista de parto, que son 40 semanas, con los meses no es así, ya que unos tienen 30 días, otros 31 y si te pilla embarazo en febrero sólo son 28 días, por tanto al final del embarazo puede haber muchos días de diferencia según el momento de la concepción, así que a partir de ahora estás de 4, 5, 6 semanas... para los que no lo entiendan puedes estimar el tiempo en meses, así no tienes que dar tantas explicaciones.

Comenzarán 9 meses de revisiones médicas,pruebas y analíticas para comprobar que todo va bienComenzarán 9 meses de revisiones médicas,pruebas y analíticas para comprobar que todo va bien

Una vez solicitadas todas las pruebas es tu momento, lleva una lista con todas las dudas que tengas, porque te aseguro que allí no recordarás ni la mitad. Las dudas más comunes son sobre alimentación, deporte, medicamentos y cuidados que tienes que llevar a cabo. Si tienes suerte y llevas un buen embarazo no necesitarás nada para evitar nauseas, vómitos o mareos, solo tendrás que pasear mucho y, si te gusta, nadar. En este caso el tiempo se pasará volando, te harás tus analíticas, tu primera ecografía, y volverás a la matrona con los resultados para que lo vaya apuntando todo en tu cartilla de embarazo. Si el embarazo te está sentando un poco mal tendrás que hacerle alguna visita a tu médico para que te recete algo que te alivie, en algunos casos te mandarán reposo, pero deja que eso lo juzgue tu matrona.

Segundo trimestre de embarazo

Este segundo trimestre se calcula a partir de la semana 14. No te preocupes si todavía no notas aumento de barriga, o si te parece que ya tienes más de la que deberías, porque cada mujer es distinta y no debes compararte con las demás.

Si has tenido un primer trimestre un poco malo, lo más probable es que este te vayan mucho mejor las cosas. Empezarás a disfrutar de cada momento sin esas interminables nauseas, y ahora tus dudas y preocupaciones se centrarán mucho más en ese futuro bebé que estás esperando y no en el malestar que sentías. Una de las principales dudas en estos momentos es cuando notarás al bebé, seguro que lo notas antes de lo que crees y no te das ni cuenta, al principio es muy sutil, pero no te preocupes si llega la semana 19 y no te has enterado, si te angustias vete a visitar a la matrona, te pondrá un aparatito de ultrasonidos que tiene en la consulta y oirás su corazón, esto seguro que te tranquiliza, y ahora mismo estos aparatos se pueden comprar, yo lo tengo, y en cualquier momento que me entra el miedo lo pongo, no hay nada más relajante que escuchar los latidos de esa personita que está dentro de ti.

Poco a poco veremos cómo la barriga crece y el bebé se mueve dentro de nosotrasPoco a poco veremos cómo la barriga crece y el bebé se mueve dentro de nosotras

En este segundo trimestre te repetirán las analíticas para comprobar que todo sigue como debe, te harán la famosa prueba del azúcar, te medirán la glucosa en sangre antes y después de tomar un "chupito" con una concentración abundante de azúcar, pero no es tan asqueroso como parece, un poco aburrido porque hay que esperar una hora en reposo entre una medición y otra. Con esta prueba descartan la diabetes gestacional, en caso de que te diera positivo tendrás que seguir una dieta bastante estricta hasta el final del embarazo, pero sabiendo que es por el bien de tu bebé la harás sin esfuerzos.

Por fin sabemos el sexo

También te harán la ecografía del segundo trimestre, verán que se haya formado todo correctamente y es el momento para saber el sexo de tu bebé, si es que quieres saberlo. A partir de ahora la cosa se hace más seria, ya sabes lo que esperas, y empezarás a pensar nombres y cosas para comprar. También te empezarás a preocupar por cualquier dolor, o sensación poco habitual, recuerda que una de las cosas más perjudiciales para el bebé es el estrés de la madre, así que intenta relajarte y acude a tu matrona siempre que lo consideres necesario, estará encantada de ayudarte.

¡Necesitarás una libreta para apuntar muchas dudas!

Los días irán pasando y cada vez el riesgo de complicaciones en el embarazo irá disminuyendo, lo que te ayudará a sentirte mejor. Puedes empezar a hacer listas con cosas que necesitarás, te será muy útil cuando la gente de tu alrededor te pregunte qué quieres o necesitas, así no tendrás regalos repetidos o cosas que no necesitas, y toda esa gente te ayudará a reducir los gastos, que también es muy importante.

La semana 27 será la última de tu segundo trimestre y es probable que vaya acompañada de molestias, ya que el peso de la barriga va aumentando, acidez, piernas y manos hinchadas... pero no te preocupes, ya no queda nada.

La recta final

A partir de la semana 28 entras en la recta final, el tercer trimestre. Aquí tendremos muchas sensaciones contradictorias, estaremos tan contentos y ansiosos por la llegada de nuestro bebé... pero a la vez estamos molestas, incómodas, cansadas, no encuentras postura, duermes poco y las noches se hacen eternas, pero siempre que echemos la mano a la barriga y nos respondan con una patadita veremos que la recompensa merece la pena.

Las últimas semanas iremos preparando todo esperando con ansiedad a que nazca nuestro bebéLas últimas semanas iremos preparando todo esperando con ansiedad a que nazca nuestro bebé

En este trimestre volveremos a la matrona, toca otra tanda de analíticas y otra eco alrededor de la semana 33, en este caso para ver que haya ido ganando el peso adecuado y ver si está en posición, si todavía no está te repetirán la eco a la semana 37 para asegurar que se coloque, si sigue sin ser así no te preocupes, la matrona y obstetra te dirán todo lo que tienes que hacer. En este momento la matrona nos recomendará empezar la clases de preparación al parto, yo iría siempre que puedas, en la primera parte cada día hay una charla referente a todo lo que nos espera en el parto y después se van haciendo ejercicios de respiración y estiramientos que puedes hacer también en casa y vienen muy bien.

Otra cosa que puedes empezar a hacer hacia la semana 30 es lavar toda la ropita, mantas, etc, todo lo que vaya a entrar en contacto con la piel del bebé debe ser lavado con detergente para bebés o hipoalergénico, colocar su habitación y preparar la canastilla, o la maleta que llevarás al hospital, no ocupa espacio y te sentirás mucho mejor con todo preparado.

Y ya sólo nos queda esperar, camina todo lo que puedas (si no te han recomendado reposo), disfruta y sobre todo no te pongas nerviosa pensando en lo que nos espera en el parto, los profesionales que se dedican a ello pensarán en el por ti.

Te puede interesar