Menú
Tu estilo de crianza marcará el estilo de consumo de tus hijos
Tu estilo de crianza marcará el estilo de consumo de tus hijos

CRIANZA

Tu estilo de crianza marcará el estilo de consumo de tus hijos

Según el estilo de crianza que tengas con tus hijos, marcarás su estilo de consumo en el futuro de una manera u otra.

Si tienes un buen estilo de crianza tus hijos cuando crezcan, se podrán convertir en consumidores inteligentes en esta sociedad. Tus hijos están rodeados de anuncios agresivos en cualquier lugar y ellos, son vulnerables al poder de las campañas de marketing que están pensadas de forma estratégica para captar su atención e interés.

Teniendo en cuenta la cantidad y la frecuencia en la que los niños están expuestos a los anuncios, los padres deben estar atentos a las formas de minimizar el impacto de estos mensajes. Los padres tienen un papel imprescindible para ayudar a los hijos a aprender a protegerse de esta publicidad poderosa y tóxica... convirtiéndose en consumidores inteligentes.

Tu estilo de crianza tiene mucho que ver, una crianza autoritaria pero flexible es la mejor, es decir, un estilo de crianza democrático. Los niños aprenderán a través de los valores de sus padres a tener una mejor salud y un desarrollo adecuado a un buen consumo. Algo imprescindible para su salud, puesto que la gran mayoría de anuncios tóxicos son en relación.

Los padres que tienen una autoridad tienden a establecer límites Los padres que tienen una autoridad tienden a establecer límites

El estilo de crianza

Existen cuatro estilos básicos de crianza que es necesario conocer

Crianza democrática

Los padres que tienen una autoridad tienden a establecer límites y explican por qué existen esos límites y por qué debe cumplirse. Les ayuda a los hijos a tomar buenas decisiones y a seguir las reglas para tomar buenas decisiones en lugar de castigarles.

Les dan independencia a los hijos y se aseguran de que las expectativas sobre su comportamiento sean claras y esperan a que las sigan. Este tipo de crianza es cálida y mejora la comunicación y relación entre padres e hijos. Este tipo de crianza, donde los niños sienten que son comprendidos y que sus pensamientos se valoran, tiene mejor resultado.

Crianza autoritaria

Los padres autoritarios también establecen reglas, pero tienden a ser mucho menos cálidos en sus interacciones con sus hijos. Es más probable que impongan la ley pero no brindan mucha orientación o explicación a los niños, y esperan que sus hijos sigan las reglas sin hacer preguntas.

Crianza permisiva

Los padres permisivos no establecen límites ni dan consecuencias a sus hijos por el mal comportamiento. No les dan responsabilidades a los hijos y hacen lo que los niños quieren solo por no discutir.

Los padres que no se involucran no hacen un seguimiento de sus hijosLos padres que no se involucran no hacen un seguimiento de sus hijos

Crianza no involucrada

Los padres que no se involucran no hacen un seguimiento de sus hijos. Con este estilo de crianza poco cercano no hay comunicación ni participación en la vida de los niños. La disciplina es inadecuada y los niños se sienten confundidos e inseguros la mayor parte del tiempo.

¿Qué pueden hacer los padres para ayudar a los niños a ser consumidores más inteligentes?

Hay algunas cosas pequeñas pero importantes que los padres pueden hacer todos los días para ayudar a los niños a aprender cómo filtrar todos los anuncios a los que están constantemente expuestos y ayudarles a crecer para rechazar los mensajes y productos negativos para que sean consumidores más sanos e inteligentes.

  • Lleva a los niños a comprar contigo. Expón a los niños al mercado para que entiendan los precios y los presupuestos, permite que comparen precios de los productos más saludables o económicos.

  • Mira la televisión con ellos. Cuando tus hijos estén viendo sus programas favoritos en televisión u otros dispositivos supervisa lo que está viendo.

  • Establece límites del tiempo de pantalla. La mejor manera de limitar la exposición de los niños a los anuncios es establecer límites en la cantidad de tiempo que pueden pasar en las pantallas.

  • Habla sobre los mensajes negativos. Cuando veáis un programa, una película o un anuncio publicitario se deberá hablar sobre los valores o mensaje (tóxico o no) que quiere transmitir. Hablad sobre cómo ciertos anuncios pueden tener información engañosa y enseña a los niños cómo ver a través de estos mensajes y llegar al fondo de lo que están tratando de hacer y decir.
Te puede interesar