Menú
Desarrollo tardío en la escuela
Desarrollo tardío en la escuela

ESCUELA

Desarrollo tardío en la escuela

No tiene que haber ninguna dificultad específica para que se genere un desarrollo tardío académico en los niños, descubre por qué.

Un desarrollo tardío es cuando una persona parece tener una capacidad durante la infancia e incluso hasta la edad adulta. A lo largo de los primeros años de escuela, las calificaciones de un niño/a con desarrollo tardío suelen ser bastante bajas. No suele destacar en ninguna materia ni demuestra ningún talento o habilidad en particular en el mundo académico. Cuando estas personas crecen y van a la universidad tampoco tienden a sobresalir, al menos, durante los primero años universitarios.

En algún momento, sin embargo, este desarrollo tardío comienza a desaparecer y a hacer las cosas bien. Si la persona está en la universidad, pasará de las calificaciones promedio bajas a otras mejores. Si está en el trabajo, pasará de ser un empleado apenas observado a un empleado estrella. 

Sin embargo, la transformación no se debe a la magia de la noche a la mañana. Se puede desencadenar por algún evento que ocurre un día o en un período específico de tiempo. Un estudiante con una media baja en sus calificaciones podría asistir a la universidad, y al tomar cursos en diferentes áreas temáticas, toma uno que despierta su interés y por tanto la motivación por mejorar. 

Lo ideal sería que todos los niños fueran desafiados en la escuela con temas de interésLo ideal sería que todos los niños fueran desafiados en la escuela con temas de interés

Podría ser una persona que nunca tuvo la oportunidad de estudiar en la escuela secundaria o que nadie se preocupó en despertar su interés por algún tema específico. Es el interés que lleva al alumno a sobresalir. En el trabajo, podría ser un nuevo proyecto que despierte el interés de una persona. Incluso puede ser una oportunidad para competir que había faltado antes.

La motivación en el desarrollo tardío

Cuando esto ocurre no significa que no sean personas inteligentes o talentosas, simplemente que su capacidad no lo ha demostrado aún. Pueden tener cierta motivación intrínseca, lo que significa qu están motivados internamente. La motivación debe venir de dentro de la persona para conseguir buenos resultados, porque si proviene de factores externos, cuando esos factores externos desaparecen... también desaparece la motivación.

Cuando existe la motivación intrínseca, las personas no están motivadas por calificaciones o elogios, que son recompensas externas. Su recompensa proviene del placer de aprender o lograr.  La motivación aparece cuando encuentra algo que le interesa lo suficiente como para perseguir ese interés. 

Si a tu hijo no le va bien en la escuela, igualmente no tires la toalla Si a tu hijo no le va bien en la escuela, igualmente no tires la toalla

Un estudiante que nunca haya estado expuesto al campo de la psicología puede tomar un curso de psicología en la universidad y descubrir que quiere seguir una carrera en ese campo. Un adulto joven que nunca había estado en el océano o en un acuario podría haber aprovechado la oportunidad para ir de pesca y darse cuenta de que está interesada en la vida marina.

Debido a que descubrir un interés apasionado puede motivar a un niño a texto enlacetrabajar duro y sobresalir, es una buena idea presentarle a tu hijo muchos temas y actividades diferentes. Esto no significa que tengas inscribir a tu hijo en tantas actividades que no tenga tiempo para sí mismo. Solo significa que puedes proporcionar oportunidades para que tu hijo esté al tanto de diferentes temas.

Es posible que puedas convertir a tu hijo no motivado y con falta de rendimiento en uno que esté ansioso por aprender y altamente motivado. Por supuesto, la motivación podría no estar relacionada con el trabajo escolar. Por ejemplo, un niño puede desarrollar un interés en la electrónica, pero como no se enseña como un campo de estudio, es posible que no veas un cambio en el trabajo escolar, pero si mantienes ese interés, tu hijo podría convertirse en un electricista exitoso o decidir ese camino para estudiar ingeniería eléctrica en la universidad.

Lo ideal sería que todos los niños fueran desafiados en la escuela con temas de interés, pero eso no siempre sucede. Si a tu hijo no le va bien en la escuela, igualmente no tires la toalla porque puede ser capaz de dar mucho más de sí mismo si encontráis el interés que despierte esa motivación que está dormida en su interior. 

Te puede interesar