Menú
Beneficios de los yogures en los niños
Beneficios de los yogures en los niños

POSTRES Y MERIENDAS

Beneficios de los yogures en los niños

Los yogures son un tipo de lácteos que conlleva una digestión más ligera, además ayuda a digerir mejor el esto de alimentos.

Si algún alimento tenemos siempre a mano y nos sirve en nuestra vida diaria como el postre más alternativo ese es el yogur, pero en realidad no somos consciente de la cantidad de beneficios que tiene, sobre todo para los más pequeños de la casa. Y es que los yogures se pueden convertir en un postre perfecto para los niños, además de aportarles vitaminas y ayudarles en su crecimiento.

El yogur no es más que un producto lácteo, al igual que lo es la leche, pero en el que se ha llevado a cabo una fermentación y un cultivo de microorganismos. Por ello, la lactosa que contiene pasa a transformarse en ácido láctico lo que hace que, junto a otros ácidos, sea mucho más fácil su digestión y con ello su paso por todo el tránsito intestinal.

Beneficios del yogur

El mayor de los beneficios conocido para el yogur es la ayuda que proporciona a la flora bacteriana. Esto en los niños hace que tengan más facilidad a la hora de que su cuerpo asimile los nutrientes del resto de alimentos de su dieta.

El yogur ayuda a asimilar mejor los alimentos que ingerimos
DescripcionDescripcion
Pie de foto

En concreto, el yogur es bueno por su alta dosis de calcio, al igual que la leche, lo que hace en la primera etapa de la vida que tengamos un crecimiento mucho más fuerte sobre todo en huesos y dientes. También se trata de una alta fuente de azúcares y lípidos -grasas- pero aunque creamos que esto puede llegar a ser perjudicial para su salud, al contrario lo ayudará en el desarrollo de su cuerpo durante el crecimiento.

El yogur es un alimento rico en vitaminas, sobre todo del tipo B aunque también contiene de otros tipos como A, D, E y K, fundamentales en el desarrollo de su organismo. Otro de los beneficios que podemos encontrar es que al ser de fácil digestión, reduce la aparición de diarreas.

¿Cuándo dar yogur a los niños?

Pese a ser un alimento muy saludable, en los primeros meses de vida, el metabolismo de los bebés no está del todo preparado para asimilar sus componentes, lo que no lo hace un producto recomendable que añadir en sus dietas. No es hasta los 6 u 8 meses de vida cuando podemos empezar a valorar el dar algún yogur diario a nuestros pequeños. Lo que hay que tener en cuenta es que aún siguen sin tener un sistema digestivo totalmente desarrollado, por lo que los yogures que les administremos en este momento tienen que ser especiales y con una leche tratada sobre todo para esa edad en la que se encuentran. Esto ocurrirá hasta el primer año de edad, momento a partir del cual podemos incluir los yogures naturales en dieta de nuestros hijos. Lo que sí debemos tener en cuenta es que no son buenos aquellos que llevan azúcares añadidos, ya que no es algo que necesiten a tan temprana edad. Podemos jugar con los yogures naturales añadiéndoles algunos trozos de fruta natural que tengamos en casa.

Una vez hayamos incluido los yogures en la dieta diaria de nuestros niños, debemos tener en cuenta que la porción diaria de lácteos que deben tomar los niños es de 4 raciones. Esto no significa que deban tomar 4 yogures diarios, ya que por una parte, dos yogures equivalen a una ración, y por otra parte, son muchos los alimentos que también llevan en su composición la leche y por tanto la lactosa necesaria. Por ello lo recomendable en el consumo diario de yogures es darles hasta dos unidades, que podemos alternar entre los postres de las comidas y la merienda.

Esperaremos a que los bebés tengan entre 6 y 8 meses para empezar a darles yoguresEsperaremos a que los bebés tengan entre 6 y 8 meses para empezar a darles yogures

El exceso de consumo de yogures y, por tanto, de más raciones de las necesarias de productos lácteos, pueden hacer perder al niño la ingesta de otros alimentos en postres y meriendas igual de importantes como la fruta, que aporta fibra y vitaminas. Además, un abuso de yogures puede llegar a causar problemas intestinales como el estreñimiento.

Tipos de yogures

Como hemos comentado anteriormente, sobre todo en los primeros años de vida de nuestros hijos, los yogures que debemos incluir en su dieta deben ser en la medida de lo posible naturales. Es preferible darles los yogures con trozos de frutas que aquellos que llevan colorantes artificiales para darle sabor. Aunque creamos que es bueno darle yogures enriquecidos porque le administren más beneficios, no debemos incluirlos a no ser que sean necesarios por algún problema patológico o dietético.

Por todos estos aportes y beneficios, el yogur se puede convertir un buen aliado a la hora de elegir un buen postre para los niños, sobre todo aquellos que tienen más problemas cuando se trata de ingerir alimentos saludables como la fruta. Además, incluyéndolo en su dieta de forma regular lo acostumbrará a un hábito de diario de un alimento muy nutritivo.

Te puede interesar