Menú
Los beneficios de la reflexología en los bebés
Los beneficios de la reflexología en los bebés

REFLEXOLOGÍA

Los beneficios de la reflexología en los bebés

¿Conoces qué es la reflexología y para qué sirve? Puede ser muy beneficioso para tu bebé si lo necesita.

La reflexología puede ayudar a tu pequeño con algunos malestares. La teoría detrás de la reflexología es que ciertas áreas de los pies corresponden a los órganos y sistemas del cuerpo. Se cree que la presión aplicada en estas áreas afecta los órganos y beneficia la salud de la persona, también en la de los bebés.

¿Sabías que hay más de 7.000 terminaciones nerviosas en el pie humano? Al tocar estas terminaciones nerviosas, un reflexólogo puede ayudar al flujo de energía a través del cuerpo a las áreas afectadas por la enfermedad o el estrés. Entonces, no debería sorprender que la reflexología también sea extremadamente beneficiosa para la salud de tu bebé.

Con la reflexología, se estimulan todas las terminaciones nerviosas de los pies. Esta estimulación despierta al órgano y permite un mejor funcionamiento. Todos los órganos del cuerpo, incluidos los riñones, el hígado, los pulmones y el páncreas, se benefician de esto. Hay un aumento en la circulación sanguínea, lo que garantiza un aumento maravilloso de oxígeno y una mayor absorción de nutrientes.

Con la reflexología, se estimulan todas las terminaciones nerviosas de los piesCon la reflexología, se estimulan todas las terminaciones nerviosas de los pies

La reflexología es especialmente útil para aliviar los síntomas de cólicos que generalmente se asocian con un sistema digestivo poco desarrollado (que está presente en casi todos los bebés al nacer), así como para otros malestares comunes en los bebés, como por ejemplo la dentición.

Al estimular los reflejos del sistema digestivo en los pies, los músculos se relajan y alivian los calambres en el sistema digestivo de tu bebé. Si hay gases atrapados en el colon, escucharás muchos gorgoteos y, a veces, el bebé expulsará cualquier residuo en forma de gases.

Reflexología vs masaje del bebé

La reflexología solo se realiza en los pies, mientras que el masaje para bebés se realiza en todo el cuerpo, incluida la cabeza, el torso, los brazos y las piernas de su bebé. Con la reflexología, no se necesita quitar la ropa del bebé, por lo que es menos invasiva y las posibilidades de que el bebé sea sobreestimulado son escasas.

Un tratamiento completo de reflexología se puede completar en cinco a 10 minutos, mientras que un masaje toma entre 20 y 30 minutos. A menudo, si un bebé tiene dolor, no te permitirá tocar esa parte de su cuerpo, por lo que la reflexología es una modalidad rápida y eficaz para aliviar los síntomas dolorosos y los bebés suelen ser más receptivos.

La reflexología es especialmente útil directamente después del nacimientoLa reflexología es especialmente útil directamente después del nacimiento

¿Cuándo puedes empezar la reflexología en un bebé?

Se puede comenzar desde que un bebé nace. La reflexología es especialmente útil directamente después del nacimiento, ya sea un parto vaginal o una cesárea. Ayuda a expulsar cualquier exceso de líquido o mucosidad que se sienta en los pulmones de tu bebé. Un tratamiento de reflexología después del nacimiento también ayuda a aumentar la circulación sanguínea de inmediato.

Esto es particularmente beneficioso cuando hay un puntaje de Apgar bajo y si tu bebé está un poco azul. Si tuviste un parto particularmente difícil y tu pequeño está un poco estresado, la reflexología puede ayudar a calmarle sosteniendo su reflejo del plexo solar. Esto no solo calma a tu bebé rápidamente, sino que también ayuda a poner en marcha todos esos pequeños órganos en el cuerpo de tu pequeño ya que algunos de ellos comienzan a funcionar con más fuerza ahora que tu bebé ha nacido, el corazón es uno de ellos, como así como los pulmones.

Como ves la reflexología es una buena idea para los bebés y recién nacidos. Es una práctica que puedes realizar tanto desde casa como si quieres ir a un fisioterapeuta para bebés y que lo trabaje directamente un profesional. Lo que importa es que el método no se sienta invasivo para tu bebé y que no se sienta molesto durante el tratamiento.

Te puede interesar