Menú
¿Puedo ir al dentista estando embarazada?
¿Puedo ir al dentista estando embarazada?
PREVENCIÓN

¿Puedo ir al dentista estando embarazada?

Cuando vamos al dentista siempre debemos avisar si estamos embarazadas, pues tendrán que tomar unas precauciones específicas.

Durante el embarazo, cada decisión o cada proceso puede acabar siendo una auténtica encrucijada para la mujer embarazada. No debemos olvidar que el embarazo es un proceso complicado, pese a lo natural que pueda ser (y que es). Porque, durante esos nueve meses, la embarazada debe tener en cuenta que se está gestando un nuevo ser en su interior. Hay actividades que, aunque en cualquier otro momento no sean consideradas de riesgo, durante el embarazo sí que pueden llegar a serlo.

Una de las grandes dudas que tienen las futuras madres durante el embarazo es si pueden ir al dentista durante el embarazo, y, sobre todo, qué pueden hacerse en el dentista y qué deberían dejar para cuando ya hayan dado a luz.

Es recomendable ir a revisión al dentista cuando estás embarazada debido a los ambios hormonalesEs recomendable ir a revisión al dentista cuando estás embarazada debido a los ambios hormonales

Si tú también tienes esta duda, lo primero que debes saber es que, durante el embarazo, debes ir al menos una vez al dentista. El hecho de ir no supone un riesgo, pero el no ir durante esos nueve meses sí que puede llegar a serlo. Seguramente ya sepas que en los nueve meses de embarazo, los cambios hormonales son abismales. Estos cambios hormonales favorecen que haya una bajada de defensas en la embarazada y, a la vez, la permeabilidad de los vasos sanguíneos de la boca aumentará; es a causa de esto que la gingivitis es mucho más habitual que en cualquier otro momento.

Aunque no solo esto. Al estar embarazada, el Ph de tu saliva cambiará, y eso hará que sea mucho más probable que te salgan caries, erosiones, o incluso que se muevan tus dientes. Así que una revisión de vez en cuando te hará más bien que daño, sin lugar a dudas. Lo mejor que puedes hacer es ir al principio, que hagan una evaluación inicial, que te hagan una limpieza y, posteriormente, que te digan si necesitas algo más. Al final del embarazo también sería recomendable que un especialista vigilara tus dientes; esto no implicará ningún riesgo, así que no te preocupes.

Es seguro ir al dentista: procedimientos que te pueden hacer

Hay algo que ya sí que podemos aseverar desde un primer momento: ir al dentista no supone ningún tipo de riesgo. ¡En absoluto! Normalmente, se habla de que el dentista puede ser perjudicial para el feto porque, en sí, el hecho de acudir a este especialista suele acabar generando una sensación de miedo y ansiedad en la madre. Pero esto es mera sugestión: el dentista nunca es agradable, pero no por eso es perjudicial, sino todo lo contrario.

Habrá procedimientos que el dentista podrá realizarte sin ningún riesgo, como radiografías de piezas dentales específicas, u ortopantomografías, es decir, radiografías de la mandíbula y los dientes al completo. Lo único que tendrás que hacer es ponerte un delantal específico para que el feto esté protegido de la radiación, algo que deben darte en la clínica. A su vez, podrás usar anestesia local, puesto que no afectará en absoluto a tu bebé.

Avisa siempre en el dentista si estás embarazada, porque tomarán precauciones a la hora de hacer radiografías o recetar medicamentosAvisa siempre en el dentista si estás embarazada, porque tomarán precauciones a la hora de hacer radiografías o recetar medicamentos

En caso de que debas tomar antibióticos porque tengas una infección dental, o porque te hayan extraído alguna pieza, podrás hacerlo durante unos días. Eso sí, dile a tu dentista que estás embarazada y que, por tanto, deberás cuidar qué antibióticos tomas.

Cuidado con los antiinflamatorios

Pese a que todo el riesgo esté descartado, y pese a que puedas realizarte distintos procedimientos, sí es cierto que tendrás que tener cuidado con los antiinflamatorios una vez que hayas salido del dentista. Si te quitan una muela, por ejemplo, y quieres que deje de doler, no se recomienda tomar medicamentos de este tipo. En casos puntuales, siempre se puede optar por nolotil. Durante el primer trimestre y el final del tercer trimestre, los posibles riesgos derivados de los medicamentos serán mayores.

Es muy importante que, en todo momento, el dentista sepa que estás embarazada. Así será el profesional el que, como tal, sea capaz de decidir qué es lo que más y lo que menos te conviene hacer, teniendo siempre en cuenta al feto. Pero acudir al dentista es muy importante, sobre todo porque es probable que acabes teniendo gingivitis.

La gingivitis puede prevenirse, sí, pero para eso es fundamental visitar a un especialista. Los problemas de encías no son ninguna broma, y sí que podrían agravarse y acarrearte graves consecuencias si no las tratas en condiciones. Con lo cual, ir al dentista no solo es seguro... ¡Sino que también es recomendable!

Artículos recomendados

Comentarios