Menú
Los niños con autismo pueden hablar sin gritar
Los niños con autismo pueden hablar sin gritar

AUTISMO

Los niños con autismo pueden hablar sin gritar

El tono o el ritmo diferente es uno de los síntomas que indican que un niño puede tener un trastorno autista.

Si conoces a niños o niñas con autismo sabrás que son bastante proclives a hablar gritando o a alzar la voz en las conversaciones con los demás. Esto puede ser desconcertante para las personas que no saben qué es el autismo exactamente o que no conocen a estos niños. De hecho, hablar en un tono anormal, el tono o el ritmo diferente es uno de los síntomas que indican que un niño puede tener un trastorno del espectro autista (TEA).

Los niños con autismo que hablan en voz alta a menudo no saben que lo están haciendo, mientras que otros no entienden por qué hablar en voz alta no siempre es socialmente apropiado. También es posible que no entiendan cómo cambiar el volumen de su voz comunica diferentes mensajes. Si tienes un hijo con autismo y te gustaría que hablase con un tono de voz más apropiado, se lo puedes enseñar. Necesitarás paciencia porque no siempre entenderá por qué debe hablar de esa manera.

Podría no darse cuenta de que su comportamiento no es apropiadoPodría no darse cuenta de que su comportamiento no es apropiado

Gritar no es apropiado

Explica a tu hijo que usar una voz fuerte no es apropiado en ciertas situaciones. Podría no darse cuenta de que su comportamiento no es apropiado. Por ejemplo, puede que no se le ocurra que no está bien hablar en voz alta en la iglesia, en el cine o en la biblioteca. Necesita que se lo digas y que se lo recuerdes con cariño evitando las reprimendas o los enfados. Si le gritas se bloquearía emocionalmente y podría tener una crisis.

Controlar el volumen de voz

Enseña a tu hijo a controlar el volumen de su voz. Muéstrale ejemplos demostrando qué volumen de voz debe usar cuando habla contigo, con sus maestros, con sus compañeros o con sus amigos. Si no sabe cómo hacerlo bien, una buena idea es hacer juegos de roles que le permitan escenificar cómo sería la mejor forma en cada caso.

Si habla normal también se le escucha

Es necesario que le digas a tu hijo que cuando esté de pie o sentado cerca de otra persona, no es necesario que hable en voz alta para que la otra persona escuche lo que está diciendo. Haz una señal entre vosotros dos para que sepa que está hablando demasiado fuerte y que necesita bajar el volumen de su voz. Con esta señal tu hijo se dará cuenta de que su tono de voz no es apropiado y podrá regularlo sin que las demás personas sepan qué está pasando.

Supervisa las relaciones sociales de tu hijo

Es importante que revises las relaciones sociales de tu hijo con las demás personas. Si bien los niños con trastornos del espectro autista pueden interactuar adecuadamente con algunas personas, es posible que no se relacionen tan bien con otras. Los padres deben tratar de evitar las situaciones que causan que un niño se frustre, lo que lleva a conductas socialmente inapropiadas como hablar demasiado alto o autolesiones.

Habla con tu hijo y pídele directamente que use un tono de voz más suave Habla con tu hijo y pídele directamente que use un tono de voz más suave

Hablar bajito en interiores

Habla con tu hijo y pídele directamente que use un tono de voz más suave cuando se encuentre en interiores y cuando esté en exteriores entonces podrá hablar un poco más alto si así lo desea. Indícale cómo utilizas tu voz en los interiores cuando hablas con él.

Juego de roles

El juego de roles puede ser una buena manera para que un niño con autismo sea capaz de entender cómo debe interactuar en diferentes situaciones sociales.  El juego de simulación le da la oportunidad de practicar diferentes niveles de voz para diferentes entornos, como en el hogar, la escuela, en el médico, el supermercado o en el parque. Sigue practicando para que escuche y aprenda las diferencias de volumen.

Prepara a tu hijo

Preparo a tu hijo para ciertas ocasiones sociales antes de que ocurran. Por ejemplo, hazle saber que irá a un lugar donde habrá más gente y tendrá que saber qué tono de voz utilizar para hablar con otros. Mientras estés allí, recuerda que necesitas hablar con una voz antes.

Te puede interesar