Menú
¿Cuándo puedo dejar a mis hijos ir solos al colegio?
¿Cuándo puedo dejar a mis hijos ir solos al colegio?

AUTONOMÍA

¿Cuándo puedo dejar a mis hijos ir solos al colegio?

A medida que los niños se van haciendo mayores, pueden ir ganando cierto grado de autonomía, como el ir solos al colegio, pero ¿cuándo es buena edad para que no supong aun peligro?

Cada mañana son muchos los padres que acompañan a sus hijos hasta la escuela primaria e incluso también a la escuela secundaria. Colegios e institutos se llenan cada mañana de familias que se despiden de sus hijos porque van a pasar su jornada escolar. Pero a medida que los niños se hacen más mayores, es posible que los padres se pregunten algunas cosas como por ejemplo, ¿cuándo puedo dejar a mis hijos ir solos al colegio? ¿Cuándo se puede saber el momento adecuado para darles autonomía?

Los padres tienen en cuenta la seguridad de sus hijos y por eso a muchos de ellos les da miedo enfrentarse al momento en que sus hijos puedan caminar solos para ir a la escuela por su cuenta y con total autonomía. Esto puede generar cierta ansiedad al saber que los hijos pueden ir solos sin supervisión de un adulto.

Pero hoy en día y gracias a la educación que se les puede otorgar a los niños (y que tienen los padres), las buenas infraestructuras de las calles y la seguridad vial, es más seguro para los niños caminar solos por la calle, pero claro, tampoco está exento de peligros. Pero, ¿cuándo estarán listos los niños para ir a la escuela ellos solos?

¿Es demasiado pronto?

No existe una edad mágica en la que los niños aprendan a ir solos al colegio con total autonomía, vayan en bicicleta o transporte urbano de forma independiente a la escuela. Porque lo que realmente importa son las habilidades cognitivas, el razonamiento y la capacidad para seguir instrucciones de los niños. En definitiva, depende de la maduración que tengan los niños y si realmente están preparados o no.

Si van solos debemos enseñarles a saber qué hacer si corren peligroSi van solos debemos enseñarles a saber qué hacer si corren peligro

Los padres deben saber que los niños menores de 10 años no deben cruzar las calles solos. Si quieres tomar una decisión y pensar si tus hijos pueden ir solos al colegio con total autonomía, deberás evaluar la distancia de la escuela, la disponibilidad de las aceras, el tipo de barrio en el que vives, las medidas de seguridad locales de la calle, etc. Tu hijo podrá caminar a la escuela si se sabe el camino correctamente, y si puede caminar en grupo y con amigos es aún una mejor opción.

De forma general, los niños para poder ir a la escuela caminando solos deberán tener más de 10 años. Si tiene que ir en transporte urbano deberá ser algo mayor y tener muy en cuenta su capacidad madurativa y sobre todo, la distancia y las características del trayecto.

Las doce preguntas de prueba

Si quieres estar seguro/a de si tu hijo está listo o no para ir caminando (o en bicicleta a la escuela) sólo tendrás que preguntarle y evaluar sus respuestas. Lo ideal es que tanto tú como tu hijo podáis responder a todas las preguntas que te pondré a continuación. Siéntate con tu hijo (de más de 10 años) y habla cada uno de estos doce puntos (según el libro de Gavin Becker "Protecting the gift").

1. ¿Tu hijo sabe cómo respetar sus sentimientos y los de los demás? Debe saber diferenciar cuando alguien le hace sentirse incómodo.

2. ¿Eres un padre suficientemente fuerte como para escuchar experiencias que te cuente tu hijo sin importar lo desagradable que puedan ser?

3. ¿Sabe tu hijo que está bien rechazar adultos que nos hacen sentir mal?

4. ¿Tu hijo sabe ser asertivo?

5. ¿Tu hijo sabe buscar ayuda cuando la necesita?

6. Si está en la calle en apuros, ¿sabría elegir a la persona adecuada para pedir ayuda?

7. ¿Tu hijo sabe cómo describir un peligro?

8. ¿Tu hijo sabe que se siente con miedo o incómodo ante una situación deberá buscar ayuda

inmediatamente y salir de esa situación lo antes posible?

9. ¿Sabe tu hijo que está bien hacer ruido, gritar y correr si siente que corre peligro?

Si nuestro hijo es menor de 10 años no debe cruzar la calle soloSi nuestro hijo es menor de 10 años no debe cruzar la calle solo

10. ¿Tu hijo sabe que si alguna vez algún adulto le obliga ir a algún lugar lo que debe gritar es: "Este no es mi padre, ayuda"? Las personas que ven a un adulto gritar a un niño son propensos a pensar que el adulto es el padre o la madre.

11. ¿Tu hijo sabe que si alguien le dice que no grite lo que debe hacer es gritar? Y si alguien le dice que no diga algo, lo primero que debe hacer es contártelo.

12. ¿Sabe tu hijo que nunca debe ir a ninguna parte con alguien que no conoce y nadie que intenta convencerle de que vaya con él?

¿Cómo saber si tu hijo está listo?

Para saber si tu hijo está listo hay que prepararlo. Para ello, antes de que vaya a la escuela por sí mismo (o con amigos) hay que tomar algunas precauciones de seguridad. Por ejemplo nunca dejes a tu hijo menor de 10 años cruzar la calle solo, enseña a tu hijo a reconocer y obedecer las señales de tráfico y las marcas del pavimento y además, es necesario que conozca la ruta más segura entre el hogar y la escuela.

Es importante practicar y caminar con tu hijo hasta que te demuestre que tiene conocimiento suficiente para poder ir por su cuenta. Una forma de hacerlo es ir a la escuela juntos pero dejarle ir unos pasos por delante para que tome las decisiones apropiadas para ir (tendrá que ser mayor de 10 años). Si llega antes que tú a la escuela deberá dejarte una piedra en un lugar específico para que sepas que ha llegado (aunque le veas desde atrás).

Además, será muy importante recordar a tu hijo algunas ideas clave:

- Utilizar la misma ruta todos los días y evitar atajos por callejones o rutas poco conocidas.

- Llevar mochilas cerca del cuerpo y no colgando del cuerpo.

- No usar zapatos o ropa que no le permitan moverse con libertad.

- Cruzar la calle sólo en el paso de peatones.

- Mirar siempre antes de cruzar la calle.

- Cambiar la dirección o cruzar la calle si cree que alguien le está siguiendo o si se siente inseguro por cualquier motivo. Entrar en una tienda, restaurante o cualquier lugar seguro para pedir ayuda.

- No hablar con extraños y si alguien se acerca decírselo inmediatamente a un adulto de confianza.

- Aprender a utilizar un teléfono móvil para pedir ayuda siempre que sea necesario lo más rápido posible.

Te puede interesar