Menú
Pros y contras de alargar la lactancia materna después de los 6 meses
Pros y contras de alargar la lactancia materna después de los 6 meses
BEBÉS

Pros y contras de alargar la lactancia materna después de los 6 meses

Hay muchas madres que deciden prolongar la lactancia más allá de los 6 meses, e incluso del año, te contamos las ventajas para que decidas cuánto tiempo mantenerla.

Hoy en día, existe mucha diversidad de opiniones con respecto a la lactancia materna. Hay quienes apoyan la idea de prolongar esta práctica más de los 6 meses y quiénes opinan que este hecho genera una dependencia entre el bebé y su madre.

También es cierto, que la duración de la lactancia depende mucho de la cultura en la que se da. Puesto que es en países menos desarrollados en los que esta práctica es más duradera que en otros países.

De este modo, la decisión de continuar con el período de amamantamiento está más sujeta a opiniones o presiones sociales que a la creencia de que este hecho sea perjudicial para la madre y el bebé.

A día de hoy, no existe ningún estudio que demuestre que prolongar la lactancia durante más de 6 meses tenga efectos negativos sobre la salud física o mental del bebé y de la madre.

Podemos alargar la lactancia todo lo que consideremos necesarioPodemos alargar la lactancia todo lo que consideremos necesario

¿Por qué hemos perdido la cultura de amamantamiento?

Los niños y niñas necesitan la leche materna para que sus huesos puedan desarrollarse. El crecimiento óptimo del bebé se basa principalmente en la toma de leche hasta aproximadamente los seis años.

Sin embargo, en nuestra cultura introducimos la leche artificial mucho antes de lo recomendable. Las trabas en el camino las pone la sociedad en la que vivimos que por falta de información se sujeta a falsos mitos que desaprueban la lactancia prolongada.

Además, no existen muchas facilidades para las madres que quieren seguir amamantando a sus bebés. Madres que se ven continuamente expuestas a opiniones ajenas que desaconsejan que continúen con la lactancia materna.

¿Cuáles son los beneficios de alargar la lactancia después de los 6 meses?

La Organización Mundial de la Salud recomienda la práctica de la lactancia materna hasta los dos años, incorporando a partir de los 6 meses alimentos complementarios.

La leche materna cuenta con una serie de componentes que ayudan a fortalecer el sistema inmunológico del bebé. Algunos de estos componentes son los linfocitos, neutrófilos o las células madres que ayudan a proteger a nuestro organismo y a mejorar nuestro sistema inmune, matando células dañadas o bacterias malignas.

Otros beneficios de prolongar la lactancia materna son:

1. Factor de protección:

La leche materna se considera un factor de protección contra las probabilidades de que el bebé caiga enfermo. Además, en caso de que esto suceda, los componentes de la leche materna se comportaran como el mejor remedio para sanar lo antes posible al niño o niña.

A través de la leche materna, el bebé recibe vitaminas exclusivas que no recibirá de ningún otro alimento complementario y se transmiten defensas a través del sistema inmunológico para crear anticuerpos que ataquen contra las bacterias que el bebé pueda adquirir.

2. Consolida la salud emocional:

Aunque existen teorías sobre la dependencia que se crea entre el bebé y la madre durante el período de lactancia, lo cierto es que este hecho consolida el vínculo entre ambos y proporciona seguridad y bienestar emocional en el bebé.

Ese vínculo seguro genera en el bebé la certeza de que ante una separación no existirán síntomas de ansiedad o miedo porque los sentimientos que se han ido forjando ayudan a sentirse más independiente y fuerte para enfrentarse al mundo que le rodea.

La lactancia materna fomenta la maduración de algunas áreas del cerebroLa lactancia materna fomenta la maduración de algunas áreas del cerebro

3. Previene enfermedades futuras:

En el caso de la madre, existen datos sobre los que se basan que dar el pecho de manera prolongada previene el cáncer de mamá e, incluso, el cáncer de ovario.

En el caso del bebé, cuanto más duradero sea el período de lactancia, menos probabilidades tiene el bebé de sufrir enfermedades como la diabetes, la obesidad o algún tipo de cáncer. Además, se previenen infecciones, como respiratorias o de lenguaje y de otras áreas relacionadas con la planificación y ejecución de tareas (funciones ejecutivas).

¿Cuáles son los inconvenientes de prolongar el período de lactancia durante más de 6 meses?

Como hemos venido diciendo, no existen datos que demuestren que la lactancia prolongada produce daños en el bebé y en la madre. Sin embargo, hay algunos detalles que pueden desestimar la idea de continuar con la lactancia durante más de 6 meses:

1. Prejuicios:

Puedes encontrarte con personas que no estén de acuerdo o consideren que tu hijo/a es demasiado mayor para que continúes dándole el pecho. Puede incluso que a esas personas no las conozcas de nada y recibas malas miradas o comentarios fuera de lugar.

Has de saber que esa decisión es sólo tuya y que si tú has encontrado motivos para continuar con la lactancia, debes ignorar los reproches de otros . Si te sientes incómoda a la hora de dar el pecho en público, o bien trata de habituarte u opta por ser más discreta. Pero, sobre todo, no olvides que no estás haciendo daño a nadie y que no tienen por qué juzgarte.

2. Falta de tiempo:

Para continuar con la lactancia la madre tiene que encontrar los momentos y los lugares para poder amamantar a su hijo con todos los instrumentos que ella necesita, como almohadillas, protectores, sostenes, etc. Esto puede conllevar a problemas para volver al trabajo o para volver a una rutina diaria debido a que hoy en día no existen facilidades para que las madres puedan incluir en sus vidas la lactancia materna.

3. Dificultades para destetar:

Este proceso es progresivo y no es inmediato. Para quitar este hábito en el niño o niña, en primer lugar deberás ir añadiendo otros alimentos complementarios. También, es aconsejable cambiar los estímulos en las horas de comida para que el niño no los asocie con el hecho de dar el pecho.

En algunos casos, los niños pueden pedir leche materna como manera de llamar tu atención. Es importante que identifiques esos momentos y trates de lidiarlos con otras actividades que sean lúdicas y atractivas para tu bebé.

Muchas madres no tienen tiempo para continuar con al lactanciaMuchas madres no tienen tiempo para continuar con al lactancia

4. Dolores o problemas de ovulación:

Algunas madres sufren dolores en el pecho tras prolongar el período de amamantamiento. Pueden aparecer irritaciones o grietas, mastitis, obstrucciones, etc. Además, tras los 6 meses empiezan a salir los primeros dientes y a la hora de tomar la leche los bebés pueden morder sin querer.

Por otro lado, la lactancia retrasa los períodos de menstruación, es decir, durante la lactancia la madre tiene muchísimas dificultades para poder quedarse embarazada porque el proceso de [a/]http://www.bekiasalud.com/articulos/como-saber-momento-que-estas-ovulando/">ovulación no aparece. A veces, incluso después de dejar de dar el pecho, los períodos pueden ser irregulares. Este es uno de los motivos por el que las mujeres deciden dejar de amamantar a sus bebés.

Como se ha indicado antes, la decisión es tuya y sólo tuya. No debes dejarte llevar por la opinión de los demás. Si tú consideras que los beneficios para tu bebé van a compensar los inconvenientes de la lactancia prolongada, continua dando el pecho a tu bebé con seguridad.

Las dificultades de dar el pecho durante más de 6 meses son más sociales que personales. Sin embargo, los beneficios que conlleva este hecho sobre ti y tu bebé compensan las críticas o inconvenientes.

Artículos recomendados

Comentarios