Menú
Diferencias entre intolerancia a la lactosa y alergia a la leche de vaca en niños
Diferencias entre intolerancia a la lactosa y alergia a la leche de vaca en niños
LECHE DE VACA

Diferencias entre intolerancia a la lactosa y alergia a la leche de vaca en niños

La intolerancia a la lactosa y la alergia a la proteína de la leche de vaca se pueden confundir, pero son dos procesos distintos.

La intolerancia a la lactosa y la alergia a la leche de vaca suelen ser dos términos que generan bastante confusión, ya que muchas personas lo suelen utilizar como sinónimos, pero no lo son, por tanto en a lo largo de este artículo vamos a presentar las diferencias que existen entre ambos.

Además también trataremos la cuestión de si en ambos casos se tienen los mismos síntomas, y cuáles son aquellos que nos puede ayudar a diferenciar si se posee intolerancia a la lactosa o, si por el contrario, lo que realmente se tiene es alergia a la leche de vaca.

¿Qué es la intolerancia a la lactosa en niños ?

Para empezar la intolerancia a la lactosa se puede producir tanto en niños como adultos, y los síntomas no aparecen de forma inmediata después de haber consumido el alimento, esta es una de las mayores diferencias que tiene con respecto a la alergia.

Los síntomas de la intolerancia tardan un rato en aparecer, y los de la alergia son repentinosLos síntomas de la intolerancia tardan un rato en aparecer, y los de la alergia son repentinos

Es preciso recordar que cuando un niño es intolerante a la lactosa, no es que sea alérgico, y es que existe mucha confusión a la hora de utilizar ambos conceptos. Esta intolerancia se produce cuando el intestino delgado cuenta con que la enzima que lleva la lactosa al intestino, que se llama lactasa, no lo hace correctamente.

Al no llegar de forma correcta al intestino delgado, al grueso la lactosa llega sin digerir lo que provoca dolores estomacales, diarreas, problemas en la piel, e incluso dolor abdominal. Por lo que si nuestro hijo se queja de alguno de estos síntomas es importante que acudamos al médico para que le pueda hacer las pruebas pertinentes para detectar el problema cuanto antes, y que de esta forma se pueda actuar sobre el foco que provoca el dolor a nuestro pequeño.

Por otra parte, también hay que destacar que si nuestro hijo tiene intolerancia a la lactosa , a diferencia de la persona que es alérgica ala proteína de la leche de vaca, sí que puede consumir leche de origen animal, solo que esta no debe de contener lactosa.

¿Qué es alergia a la proteína de leche de vaca ?

Cuando hablamos de que los niños son alérgicos a la la proteína de vaca, hay que tener en cuenta que no nos estamos refiriendo a que sean intolerantes a dicha proteína, esto hay que tenerlo en cuenta, ya que son conceptos similares, pero no iguales.

Los niños con intolerancia a la lactosa sí pueden tomar leche animal, pero sin lactosa, en la alergia noLos niños con intolerancia a la lactosa sí pueden tomar leche animal, pero sin lactosa, en la alergia no

En cuanto a los síntomas que presentan los niños que son alérgicos, diremos que su principal cualidad es que aparecen de forma inmediata tras la ingesta del producto, y que provoca una reacción alérgica, que puede ser de tres tipos, o bien se presenta mediante irritaciones, picores o rojeces en la piel, o también puede darse el caso que sea gastrointestinal, y te provoque vómitos o dolores de estómago, y por último también puede ser de tipo respiratoria.

Y es que si nuestro hijo padece alergia a la proteína de la vaca deberá eliminar de su alimentación cualquier tipo de leche animal, ya bien sea la de oveja, de cabra o de vaca, también deberán seguir este consejo las personas que son intolerantes a la proteína de la leche de vaca, es decir, todo lo contrario a lo que coméntabamos anteriormente con los intolerantes a la lactosa.

Es importante que cuando detectemos este tipo de comportamiento en nuestro hijo le llevemos al especialista para que él pueda realizarte las pruebas pertinentes, que se tratan de un análisis de sangre para detectar el nivel de los anticuerpos de nuestro sistema inmunológico, también pueden detectar este tipo de alergia mediante dietas, es decir, dándote a probar ciertos alimentos hasta averiguar cual de ellos es el que te provoca la alergia. Por el contrario, si lo que presentas es una intolerancia a la proteína de vaca tu médico simplemente te someterá a una dieta de diagnóstico, ya que tanto las pruebas cutáneas como los análisis para detectar el nivel de anticuerpos dará negativo.

Artículos recomendados

Comentarios